Innovación y gestión del cambio

La innovación es la clave para lograr el éxito empresarial. Es indudable que las empresas que han aprendido a gestionar adecuadamente la innovación crecen más rápido, son más rentables, y se adaptan con mayor facilidad a los cambios en la industria, las entidades públicas y organizaciones no lucrativas. La calidad está ligada a la innovación tecnológica.

Bajo la lupa de:  Luis Alberto Pintado Córdova

Consultoria en gestión del cambio - Tres60 Consultores
La consultoría de gestión del cambio, tiene por objetivo simplificar la redirección de recursos, presupuestos y otros aspectos de las operaciones comerciales y ayudar a que la remodelación de una organización sea un proceso fluido para todos los equipos e individuos involucrados.
Sea para aprovechar oportunidades aun no descubiertas o para solucionar problemas organizacionales, la innovación se ha convertido en una de las principales fuentes de ventaja competitiva en el mundo empresarial.
Para ser innovadora, una empresa no sólo debe tener la capacidad de cuestionar, crear y reinventarse continuamente. También debe contar con personas que sean capaces de gestionar y liderar el cambio que estas “nuevas formas de generar valor” conllevan.
Todo cambio produce tensiones y emociones en las personas y en la cultura de la empresa. Siendo las transiciones la respuesta emocional al cambio, estas tienen que ser gestionadas adecuadamente para que el cambio tenga éxito.
El cambio es algo permanente y cada vez lo será mas. La estabilidad ha dejado de ser la norma y la mayoría de expertos coinciden en que las próximas décadas el entorno empresarial será incluso más inestable que ahora. El gestor debe estar preparado para manejar la incertidumbre y gestionar efectivamente el cambio.

Con este artículo iniciamos una nueva etapa que busca identificar y comprender problemas y desafíos empresariales de manera integral, desde diferentes perspectivas y de manera sistémica, propone soluciones innovadoras y desarrollar estrategias para gestionar el proceso de cambio considerando el contexto de la organización.

Gestión del Cambio Organizacional - Grupo Binternational
La gestión del cambio organizacional, se podría definir como el conjunto de acciones que llevamos a cabo para cambiar la situación actual en la que se encuentra una organización a otra más favorable para cumplir los objetivos a corto, medio y largo plazo.

Gestión del cambio: qué es y cuáles son sus beneficios e importancia

Conce la Gestión del Cambio en las empresas, cuál es su importancia y cómo se puede hacer para apoyar la evolución de los  negocios y servicios.

Iniciaremo cocn un breve ABC de la Gestión.  que es asumir y llevar a cabo las responsabilidades sobre un proceso, esto puede ser empresarial o personal, lo que incluye:

  • La preocupación por la disposición de los recursos y estructuras necesarias para que tenga lugar en el comercio.
  • La coordinación de sus actividades (y correspondientes interacciones) y sus semejantes.

El término gestión es utilizado para referirse al conjunto de acciones, o diligencias que permiten la realización de cualquier actividad o deseo. Dicho de otra manera, una gestión se refiere a todos aquellos trámites que se realizan con la finalidad de resolver una situación o materializar un proyecto. En el entorno empresarial o comercial, la gestión es asociada con la administración de un negocio.

La gestión planifica, construye, ejecuta y controla actividades alineadas con la dirección establecida por el cuerpo de gobierno para alcanzar las metas empresariales y esfuerzo de las personas.

Gestión del cambio organizacional: por dónde empezar para construir una cultura innovadora
No es noticia que vivimos en un contexto laboral complejo, competitivo y globalizado. Nos acostumbramos a decir que este entorno oscilante – que caracteriza a la mayoría de nuestros negocios – son “oportunidades”, que los cambios son “desafíos” y que frente a la incertidumbre hay que ser “positivos y anticiparse”. La realidad es que, más allá de cómo los llamemos, los cambios forman parte del día a día de nuestras organizaciones.

 

La Gestión del Cambio es un área de estudio de gestión que tiene como objetivo ayudar a las organizaciones a adaptarse constantemente a los cambios del mercado.

Tenemos que hablar de ella. Después de todo, el cambio es necesario, aunque difícil. Más aún en un contexto tan dinámico como el actual, en el que la competencia entre empresas es cada vez más feroz, cada día aparecen diferentes innovaciones tecnológicas y es necesario adaptarse.

El futuro ya llegó: 5 innovaciones tecnológicas que sorprenden - Infobae
En los últimos tiempos hubo una explosión de innovación tecnológica en lo que tiene que ver con realidad virtual y aumentada así como Internet de las Cosas o el concepto de Ciudades Inteligentes. El crecimiento fue tan vertiginoso que todavía muchos no terminan de entender qué hay detrás de todas estas tecnologías.

 

Una empresa con procesos muy estáticos puede estancarse y perder ventajas competitivas y oportunidades de negocio. Sin embargo, enfrentar estas necesidades de cambio y ponerlo en práctica puede generar tensiones y resistencias dentro de la empresa. Por eso existe la Gestión del Cambio, una forma de realizar estas transformaciones con el menor impacto negativo en el día a día de la organización.

¿Qué es la gestión del cambio?

La Gestión del Cambio Organizacional (GCO) es una disciplina de administración que propone un conjunto de acciones para preparar a los miembros de una empresa para los cambios. Eso es porque las organizaciones están formadas por personas y estas necesitan un proceso hasta adaptarse a las novedades y las nuevas realidades.

La gestión del cambio, un enfoque sistemático que se encarga de lidiar con la transición o transformación de los objetivos, procesos y tecnologías inmersos en una empresa. Tiene como propósito implementar estrategias para efectuar el cambio, controlarlo y ayudar a los colaboradores a adaptarse al mismo.

 

Para ello, la gestión del cambio evalúa los aspectos actuales de la organización y planifica cómo asignar recursos y modificar procesos para realizar la transición.

Estas transformaciones pueden tener un fuerte impacto en la empresa en su conjunto, como una fusión con otra empresa, o cambios más puntuales, como el lanzamiento de un nuevo producto. En todos los casos, impactan en la vida diaria de los empleados y otras partes interesadas (personas afectadas por la organización) y, por lo tanto, necesitan ser bien gestionadas.

Un cambio organizacional afecta las condiciones y herramientas de trabajo de los empleados, la cultura interna, las jerarquías y estructuras corporativas, la forma de medir el desempeño y los resultados, entre muchos otros procesos.

En muchos casos, si el cambio no se produce a tiempo, la empresa podría ser superada y engullida por sus competidores, ya sea por cuestiones tecnológicas o por nuevas ideas.

Un ejemplo es Blockbuster, que se encargaba del alquiler de películas, y que hoy ya no existe. Actualmente, la demanda de películas es manejada por softwares de transmisión como Netflix, Amazon Prime, entre otros canales. Algunas empresas se han reinventado a lo largo de los años y han logrado mantenerse fuertes.

¿Cuál es el objetivo principal de la gestión del cambio?

Ya entiendes el concepto de gestión del cambio, pero ¿para qué sirve realmente? Como decíamos, las transformaciones generan profundos impactos en una empresa y, por lo general, son recibidas por las personas involucradas con reacciones negativas y de resistencia.

Mal gestionado, el cambio, en lugar de traer mejoras a la empresa, puede generar crisis y falta de alineamiento entre sus distintas áreas en relación a objetivos comunes. Cada uno trabaja a su manera, siguiendo su propio comportamiento y el cambio acaba tomando más tiempo, exigiendo más recursos y esfuerzos.

La gestión del cambio de proyectos, por lo tanto, tiene como objetivo minimizar los conflictos y hacer que la transformación sea efectiva.

¿Qué tipos de cambios organizacionales existen?

Evidentemente, las empresas pasan a diario por cambios, adaptaciones e innovaciones, así que mejoras por cuestiones prácticas se van encontrando en el transcurso de los procesos. Pero algunas transformaciones son tan profundas que necesitan pasar por esta gestión.

Cambios estructurales

Estas son las transformaciones que abarcan toda la arquitectura y los niveles jerárquicos de la empresa, exigiendo nuevas estrategias y objetivos. Es el caso de un proceso de internacionalización, por ejemplo, en el que es necesario adaptarse a nuevas culturas, formas de lenguaje, modelos de gestión y, por supuesto, nuevos objetivos.

Cambios culturales

Las fusiones, adquisiciones o cambios en el consejo de administración de una empresa, por ejemplo, pueden suponer una gran ruptura con la cultura organizativa a la que los empleados ya estaban acostumbrados. Una nueva forma de mirar la realidad de la empresa y del mercado impacta el comportamiento de todos los involucrados y cambia los valores, creencias y normas de funcionamiento de la empresa.

Cambios tecnológicos

Uno de los tipos de cambio más comunes en la actualidad es el impulsado por la tecnología. Con avances cada vez más rápidos, la modificación de los sistemas de gestión o los dispositivos utilizados en el trabajo puede impactar fuertemente en los resultados de la organización, ganando en productividad, reducción de costos, calidad y otros.

Siguiendo los lineamientos de la gestión del cambio ITIL (Information Technology Infrastructure Library), es necesario gestionar el ciclo de vida del cambio para impactar lo menos posible con interrupciones en los servicios de Tecnología de la Información y mantener la estabilidad de la operación.

Cambios en la cartera de productos

Los servicios o productos que ofrecen las empresas son, en general, su principal pilar. Toda la organización trabaja en torno a lo que se entrega a los clientes, los accionistas o el gobierno.

Al traer innovaciones de producto o cambiar sus componentes, se reflejan una serie de implicaciones en el día a día de la empresa. Toda la cadena de producción se ve afectada y se necesita una buena gestión para evitar futuras interrupciones.

¿Cómo gestionar el cambio?

Pero, entonces, ¿cómo se pueden afrontar estos cambios para que no sean tan negativos para la empresa? La disciplina GCO trae varios aspectos que se pueden utilizar, así como una matriz de gestión del cambio, pero todos refuerzan la importancia de seguir algunos pasos:

  1. Contar con un líder en el proceso: ya sea el consejo de administración de la empresa, una consultoría externa u otros directivos, debe haber líderes capaces de planificar y organizar la ejecución del cambio paso a paso y con poder para motivar e influir en todas las partes implicadas.
  2. Definir los objetivos estratégicos: una vez comprendidas las necesidades de cambio, es esencial planificar los nuevos objetivos y la forma de alcanzarlos, teniendo en cuenta los intereses de todas las partes. Dentro de estas estrategias es necesario elaborar formas de involucrar a todas las partes interesadas en el proceso de cambio.
  3. Obtener participación y desarrollar capacidades: la organización debe entender los objetivos del cambio de principio a fin, cuáles son los resultados esperados e implicarse en cómo se llevará a cabo el proceso. Para ello, se recomienda llevar a cabo la formación y el desarrollo de capacidades. De este modo, la gente se sentirá más segura y confiada con relación a los cambios que se realizarán.
  4. Apoyarse en una buena tecnología: muchos procesos y actividades tradicionales se llevan a cabo fuera de línea. Con la transformación digital, es importante adoptar buenas tecnologías para seguir siendo competitivos. Un ejemplo es el uso de la comunicación multicanal con tu cliente de forma integrada a través de un CRM omnicanal.

La comunicación transparente debe impregnar todas las etapas para que la comprensión con relación al cambio fluya de la mejor manera.

¿Cuáles son los roles involucrados?

Para que la transición se produzca de la mejor manera, es necesario involucrar a todos aquellos que se verán afectados y que deberán participar activamente en la transformación. Aquí llamamos “stakeholders” a todos aquellos roles involucrados. Entre ellos:

  • Accionistas, que se verán afectados por los cambios financieros y estructurales.
  • Empleados, que participan activamente en la ejecución diaria del cambio.
  • Proveedores, en caso de que sea necesario modificar los contratos, los pedidos y el flujo de compras. Todo dependerá de la amplitud del cambio y de las repercusiones que éste conlleve.

El mejor consejo es elaborar un mapa de las partes interesadas para poder identificarlas y saber qué nivel de participación e influencia tienen en las decisiones.

Transformación digital para la gestión del cambio

Hacer la gestión del cambio, como se puede ver, es un proceso complejo que implica muchas variables. Para saber lo que funciona o lo que puede modificarse para que el proceso funcione bien, es necesario medir los resultados y hacer un seguimiento.

Y, para ello, nada mejor que un Sistema de Gestión de Procesos de Negocio (BPMS). Con este sistema es posible mapear todos los procesos, desglosándolos e insertando métricas de evaluación en cada uno de ellos. Con este software es posible identificar los cuellos de botella y las posibilidades de mejora en tiempo real, haciendo que el proceso de cambio sea más eficiente y ágil.

Especialmente en organizaciones que pasan por muchos cambios o transiciones muy marcadas es necesario controlar constantemente el flujo del proceso, pensando siempre en un ciclo de mejora continua.

Además de la gestión de procesos, la transformación digital es muy importante para que las empresas sigan siendo competitivas en el mercado.

Transformación digital

Los sistemas de gestión de contenido (ECM), de gestión de clientes/proveedores/socios (CRM) y de gestión del servicio de atención al cliente (Service Desk) pueden ayudar mucho en la transformación digital. Es importante que todos estos recursos se comuniquen para que la empresa tenga realmente una visión de conjunto de su escenario.

Fuente:

SYDLE – ESAN – Revista Si crees, innovas

**********

Gestión del cambio: su importancia para una organización

La transformación de objetivos, procesos y tecnologías inmersas en una compañía es fundamental para sobrevivir en un mercado cada vez más competitivo. Para lograrlo, es necesario que los colaboradores estén inmersos en la gestión del cambio.

Por: Conexión Esan 

El mundo empresarial está en constante movimiento. El avance de la tecnología y la transformación del hábito de consumo de los clientes han generado que las organizaciones también empiecen a implementar modificaciones internas en el negocio para poder alcanzar sus objetivos estratégicos.

Es así que surge la gestión del cambio, un enfoque sistemático que se encarga de lidiar con la transición o transformación de los objetivos, procesos y tecnologías inmersos en una empresa. Tiene como propósito implementar estrategias para efectuar el cambio, controlarlo y ayudar a los colaboradores a adaptarse al mismo. Estas estrategias incluyen un procedimiento estructurado para realizar la transformación, así como un mecanismo para responder a las solicitudes y darles seguimiento.

¿Cómo llevar a cabo la gestión del cambio?

Las compañías deben tener en cuenta cómo los ajustes o reemplazos internos impactarán en los procesos, sistemas y trabajadores. Por ello, es importante que haya un procedimiento distinto para las siguientes acciones: (1) un proceso para planificar y probar el cambio, (2) para comunicarlo, (3) para programarlo e implementarlo, (4) para documentarlo y (5) un método final para evaluar los efectos de la transformación. Existen tres tipos de gestión del cambio que toda organización puede implementar:

  • Cambio de desarrollo. Permite mejorar los procesos y procedimientos de una empresa previamente establecidos.
  • Cambio de transición. Aleja a las compañías de su estado actual hacia uno que le permita resolver determinados problemas (fusiones y adquisiciones).
  • Cambio transformacional. Altera la cultura y el funcionamiento de una organización.

¿Por qué implementar la gestión del cambio en una empresa?

  1. Aumenta el éxito de proyectos e iniciativas. Además, mejora la capacidad de una organización para adaptarse a los cambios constantes que sufre el mercado.
  2. Permite aprovechar el talento humano. Al estandarizar la consistencia y eficiencia del trabajo, la gestión del cambio se asegura que el activo de los colaboradores no sea pasado por alto. A medida que se producen cambios en la compañía, los empleados son capacitados para comprender sus nuevos roles y construir una cultura orientada al cambio.
  3. Garantiza el crecimiento organizacional. La gestión del cambio fomenta la estabilidad, posicionamiento y el crecimiento futuro de la empresa, al permitirle permanecer dinámica en el mercado.
  4. Facilita los periodos de cambio comercial. Permite a las compañías mantener un estado constante de evolución. De este modo, los trabajadores permanecen motivados y productivos durante la introducción de nuevas tecnologías o procedimientos.
  5. Aumenta la moral de los empleados. Impulsa la creación de equipos de trabajo y el enriquecimiento laboral. Gracias a estos factores, la productividad y la calidad de trabajo se ven beneficiadas, reduciendo los ciclos de producción.
  6. Reduce los costos de una organización. Al tener colaboradores preparados para los cambios que se llevarán en los procesos, las empresas no necesitarán contratar personal externo. Eso permite la disminución de costos y la retención y satisfacción de los empleados.

La gestión del cambio es un procedimiento complejo que requiere una planificación detallada y con metas definidas. Para desarrollarla de manera efectiva, es importante que las compañías trabajen de la mano con sus colaboradores, ya que son ellos los que empezarán a implementar los cambios en los procesos. Tenerlos en cuenta no solo los mantendrá motivados, sino también fomentará el alcance de los objetivos estratégicos.

*********

Transformación digital: ¿Qué es y por qué es tan importante?

La transformación digital es un tema del cual se escucha mucho, pero ¿realmente sabes lo que es? En este artículo te lo explicamos de forma simple y completa.

SYDLE

Transformación digital es la iniciativa de utilizar la tecnología para resolver problemas tradicionales que tienen las empresas, como los relacionados con productividad, eficacia y desempeño.

Cada día que pasa nos familiarizamos más con la tecnología, tanto personal como profesionalmente. Sin embargo, hoy se requieren cada vez más habilidades para utilizar con facilidad estos recursos y aprovechar todas las ventajas que la transformación digital nos proporciona.

Es por ese motivo que hoy te queremos presentar todo lo que necesitas saber sobre el tema, de forma sencilla y práctica, pero sin dejar de lado lo que es verdaderamente importante sobre el asunto. Acompáñanos y descubre todo lo que debes conocer sobre la transformación digital.

¿Qué es la transformación digital?

Es muy común asociar la transformación digital con la última tecnología, como computación en la nube, inteligencia artificial, big datablockchain, Internet de las Cosas, entre otras. Y a pesar de que tienen un papel importante, no son el único factor que mueve todo este proceso.

La transformación digital es un cambio, en gran parte, impulsado por la tecnología, sin embargo, el concepto va mucho más allá. Estas modificaciones invaden la cultura, la organización y las operaciones de una institución con el objetivo de integrar herramientas digitales, procesos y capital humano de forma estratégica.

Esta integración es la que determina el éxito de la transformación digital en un negocio, ya que el papel de cada una de estas piezas es fundamental para aprovechar al máximo todos los beneficios que puede traer este proceso.

Otro factor importante al hablar de transformación digital es su planificación por etapas, tomando en cuenta las necesidades del presente y del futuro, sin dejar de lado la flexibilidad y la capacidad de adaptarse rápidamente a la situación del momento.

Sin duda, mientras más una empresa vaya evolucionando digitalmente, estará mejor preparada para los cambios futuros, aunque no hayan sido previstos, así como para aprovechar cada vez mejor sus recursos y satisfacer los requisitos del mercado. Solo así, la empresa estará lista para crecer.

¿Cuál es el origen de la transformación digital?

La transformación digital se inició con la digitalización: el primer paso para empezar el proceso de cambio. A continuación, te lo explicaremos en detalle.

El paso de lo analógico hacia lo digital

Hasta hace un tiempo, las organizaciones tenían todos sus registros en papeles, sin embargo, poco a poco se empezó a utilizar la tecnología para reemplazar y facilitar el tratamiento de estos documentos.

La fotocopiadora le dio lugar al escáner, los documentos enviados por fax se convirtieron en archivos compartidos por e-mail, u otras aplicaciones, y así se empezó el proceso de digitalización, es decir, el paso de convertir lo analógico en digital.

El uso de los datos digitales para simplificar la forma de trabajar

Como consecuencia de la digitalización se simplificaron muchos procesos. En lugar de que una persona lleve un documento importante hasta otra organización, una conexión a Internet posibilita hacer este trabajo en pocos segundos, ahorrando tiempo, dinero y recursos.

A pesar de que se simplificó, el intercambio de documentos continúa siendo necesario, la digitalización no cambió la forma de hacer negocios, solamente lo hizo más rápido y fácil.

La transformación digital le agrega valor a cada interacción con tu cliente

La digitalización fue el primer paso para la transformación digital porque de esta forma se empezaron a generar ideas para simplificar procesos más complejos e incluso crear nuevas formas de hacer negocios.

De este modo, optimizar los procesos internos y la forma de resolver los problemas con ayuda de la tecnología se refleja en cada una de las interacciones con los clientes, proporcionándoles, cada vez, mejores experiencias.

¿Por qué la transformación digital es tan importante?

A grandes rasgos, la transformación digital es importante porque ayuda a las organizaciones a optimizar sus procesos, darles mejor uso a sus recursos y continuar desarrollándose rumbo al futuro, obteniendo las ventajas competitivas que necesitan para destacarse en el mercado.

Todo esto gracias a la simplificación de los procesos, el uso correcto de las tecnologías apropiadas y a todos los datos generados que se pueden utilizar para una mejor toma de decisiones.

Cada vez es más evidente la necesidad de transformarse digitalmente para sobrevivir en el mercado, y por eso es importante empezar este proceso evolutivo lo antes posible y así comenzar a beneficiarse desde ahora.

¿En qué debes enfocarte durante la transformación digital?

Áreas de la transformación digital

La transformación digital requiere un análisis profundo en todas las áreas de una organización, desde la cadena de suministros hasta el flujo de trabajo de todos sus departamentos, pasando por una evaluación de las habilidades y competencias de sus trabajadores y de la forma de interactuar con los clientes. De esta forma, será posible entender los principales puntos que deberán ser trabajados y optimizados y cuáles las mejores soluciones para lograrlo.

A continuación, veamos en detalle lo que se debe considerar.

Actividades comerciales

En este aspecto es importante considerar todos los sectores, como marketing, recursos humanos, servicio al cliente, operaciones, entre otros. En todas las áreas de la empresa, hay algo importante que puede ser optimizado y sin duda influenciará en el engranaje de la empresa como un todo.

Procesos de negocio

Uno de los enfoques de la transformación digital debe ser los procesos de negocio, ya que de su optimización dependerá el éxito del negocio.

Sin embargo, es importante entender primero que un proceso de negocio es un conjunto de actividades o tareas estructuradas relacionadas que producen un servicio o producto específico. Una empresa es formada por un conjunto de procesos, como ejemplo tenemos admisión, cuentas por pagar, onboarding, entre otros. Mientras tanto, para que el éxito de la organización sea posible, debe existir una buena gestión de sus procesos de negocio.

Aquí cabe destacar la Gestión de Procesos de Negocio o BPM (del inglés: Business Process Management), que es una disciplina de gestión que integra los objetivos de una organización con las expectativas y necesidades del cliente. El BPM ayuda en la mejora de cada uno de los procesos, a través de un análisis para identificar lo que puede ser optimizado y, de esta forma, dejarlo más productivo y asertivo. Este análisis será fundamental para identificar cuáles pueden ser las mejores soluciones para cada uno de ellos.

Aquí la automatización tiene un papel fundamental, sobre todo si se utiliza de forma estratégica.

Ecosistemas empresariales

Estar atento al mercado también es esencial. La transformación digital es una tendencia en todos los sectores, por lo que se deben analizar los cambios económicos que pueden surgir con este proceso, no solo internamente, sino también en el ambiente externo de la organización.

Modelos de negocio

La innovación también puede dar abertura a otros modelos de negocio en los que la tecnología contribuye directamente con los resultados de la empresa.

Encontrar nuevas oportunidades de negocios puede ser una consecuencia natural cuando se hace un análisis detallado y se identifican las mejores posibilidades de optimización del negocio.

Gestión de activos

La transformación tecnológica pone en evidencia otros activos a los que no estábamos acostumbrados. Los activos menos tangibles, como la información, son recursos muy valiosos que no deben subestimarse, sino, al contrario, deben ser correctamente aprovechados.

Cultura organizacional

La cultura organizacional debe estar de acuerdo con los cambios, fomentar la simplificación de procesos, eliminar la burocracia y motivar la innovación constante, la integración y la colaboración de los equipos.

Enfoque en los clientes, colaboradores y aliados comerciales

Una de las prioridades en la transformación digital son las personas, sean ellas, clientes, colaboradores o aliados comerciales. La buena experiencia en cada una de las interacciones le agrega cada vez más valor a la empresa, otro recurso intangible que debe ser correctamente gestionado.

No cabe duda de que cada empresa tiene sus particularidades y deberán ser consideradas para la transformación digital. Por eso, los puntos mencionados pueden servir como una guía, pero cada negocio sabrá qué otros elementos esenciales deberá también considerar.

La transformación digital y la pandemia ocasionada por el COVID-19

Es evidente que la pandemia ha sido la gran responsable por la aceleración digital de los últimos dos años. En un estudio de McKinsey realizado con casi 900 participantes, entre altos ejecutivos y directivos, los encuestados manifestaron que la digitalización de sus interacciones con los clientes, cadena de suministro y operaciones internas han acelerado entre tres y cuatro años. Así mismo, la proporción de productos digitales o habilitados digitalmente han acelerado unos siete años.

De este modo, las empresas han podido continuar en el mercado y sin grandes pérdidas e, incluso, algunas han podido crecer durante este periodo.

Cabe destacar que esta aceleración no es exclusiva de los países que siempre han encabezado el desarrollo; la aceleración ha sido global. Por ejemplo, bloques que siempre han tenido una relación con la tecnología un poco más distante que países europeos o Estados Unidos, como América Latina, han podido empezar su transformación digital con la pandemia.

12 tendencias para la transformación digital en 2022

La aceleración digital les ha dado pie a nuevas tendencias para los próximos años. Descubre algunas de ellas a continuación.

1. Economía digital

Los pagos digitales han sido una consecuencia natural del distanciamiento social y es algo a lo que el consumidor se está acostumbrando cada vez más. De esta manera, las transacciones sin efectivo continuarán presente en los próximos años.

2. Conectividad más rápida

Las redes de conexión más rápidas se hacen cada vez más necesarias en el mundo digital. Hay más datos circulando y la conexión actual pronto no será suficiente para el intercambio de información. Por ese motivo, se espera la red de quinta generación, conocida popularmente como 5G, y el Wi-Fi 6 facilitando diversas implementaciones y promoviendo la conectividad y el intercambio de datos.

3. Nubes múltiples o conectadas

Elegir entre una nube pública o privada tiene sus pros y sus contras, por eso la tendencia es que muchas organizaciones adopten las nubes múltiples o conectadas, un ambiente formado por una combinación de ambas.

4. Nuevas aplicaciones de blockchain

El uso más popular de la blockchain son las criptomonedas. Sin embargo, se están desarrollando nuevos usos para ella, como la seguridad alimentaria, innovaciones energéticas, la gestión inmobiliaria, así como la propiedad intelectual, además de la popularización de los usos en la banca que ya se llevan a cabo.

5. Edge computing

Edge computing o computación de borde es el modelo en el que las aplicaciones se acercan a los orígenes de los datos, así, se obtienen respuestas más rápidas, entre otros beneficios. De esta forma, la edge computing puede resolver diversos problemas de innovaciones que requieren tecnología de punta, convirtiéndose en otra de las tendencias.

6. Vehículos totalmente autónomos

La industria automotriz se ha visto influenciada directamente por la transformación digital al utilizar IA para el desarrollo de vehículos totalmente autónomos. Así como Tesla, General Motors, por ejemplo, también ha empezado a realizar inversiones significativas en el sector y muchas otras seguirán sus pasos.

7. Más inversión en machine learning e inteligencia artificial

Tenemos tantos datos a disposición, pero no los aprovechamos correctamente. A pesar de que existen soluciones para el análisis de datos, aún queda mucho por explotar, ya que se calcula que solamente utilizamos el 1% de los datos disponibles.

Debido a la gran importancia de esta información, invertir en este tipo de tecnología será una tendencia cada vez mayor y para eso se está utilizando ML e IA.

8. Optimización de chatbots

En una época en la que prevalece la inmediatez, los chatbots pueden ser la solución indicada para optimizar la experiencia de los clientes. Esa tecnología sigue evolucionando para cumplir con lo que se espera con el paso del tiempo, y se estima que cada vez más sectores utilicen este recurso.

9. Inteligencia artificial y automatización de procesos

La inteligencia artificial también tiene un papel fundamental en la automatización de procesos, que se puede llevar a cabo a través de RPA (Robotic Process Automation) o de BPMS (Business Process Management Suite). Entiende la diferencia entre RPA y BPM aquí.

La tecnología de automatización de procesos ha llegado a diversos sectores, incluidos el bancario, de finanzas, de seguros, gubernamental y otros, y se mantiene como una tendencia para los próximos años con procesos más eficientes.

10. Mayor rigidez en la protección de datos

La preocupación con los datos es cada vez mayor y, por ese motivo, se prevé la creación de nuevas leyes de seguridad de la información. Siendo así, las empresas deberán adaptarse y recopilar, utilizar y almacenar esta información con cautela.

11. Realidad virtual y realidad aumentada para la educación

Tanto la realidad virtual como la realidad aumentada se utilizan en diversos sectores del mercado. Sin embargo, se estima que esta tecnología pronto estará cada vez más presente en la educación, una vez que torna el aprendizaje más atractivo y dinámico.

12. Always Connected PC (ACPC)

Always Connected PC es una tecnología que permite aparatos conectados a Internet durante mucho tiempo sin interrupciones. Se espera que la demanda de estas computadoras aumente, ya que empresas como Huawei, Xiaomi y HP empezaron a desarrollar esta tecnología para algunos de sus productos.

¿Cuál es tu próximo paso hacia la transformación digital?

Delante de tanta tecnología disponible, es el momento de utilizarla correctamente para facilitar y simplificar el desarrollo y el crecimiento de las organizaciones. La transformación digital toca la puerta de todas las empresas y depende de nosotros abrírselas totalmente o dejarla entrar apenas por las bisagras.

Como vimos aquí, la gestión y la automatización de procesos es fundamental en el proceso de transformación digital. Por tanto, aprende en qué consiste, cómo llevarla a cabo, cuáles son sus ventajas y mucho más en nuestro artículo sobre la automatización de procesos.

***********

Gestión del cambio organizacional: por dónde empezar para construir una cultura innovadora

Por: StarMeUp 

portada-1004

No es noticia que vivimos en un contexto laboral complejo, competitivo y globalizado. Nos acostumbramos a decir que este entorno oscilante – que caracteriza a la mayoría de nuestros negocios – son “oportunidades”, que los cambios son “desafíos” y que frente a la incertidumbre hay que ser “positivos y anticiparse”. La realidad es que, más allá de cómo los llamemos, los cambios forman parte del día a día de nuestras organizaciones.

Si bien la mayoría de las empresas entienden que para ser competitivos y crecer hay que adaptarse, las investigaciones demuestran que el 75% de las iniciativas de gestión del cambio organizacional fracasan. ¿Por qué? Muchos modelos de cambio organizacional se centran en la adaptación de los procesos operativos y olvidan que la clave del éxito de cualquier transformación siempre está en las personas y en su actitud frente al cambio organizacional. Afortunadamente, hoy existen herramientas tecnológicas para motivar a los colaboradores frente al cambio, al mismo tiempo que ayudan a construir una cultura favorable a la innovación.

De la gestión del cambio organizacional hacia la cultura del cambio

Es frecuente que los proyectos de gestión del cambio organizacional no alcancen sus objetivos por fallas en la planificación estratégica; pero otras veces los equipos de trabajo no están preparados actitudinalmente para la transformación: los colaboradores no entienden la necesidad, la urgencia o la ventaja del cambio, o simplemente no se sienten cómodos saliendo de su zona de confort. ¿Cuál es la estrategia para terminar con la resistencia y contar con equipos de trabajo “pro-cambio”?

gestion-del-cambio

¿Cómo pueden los modelos de administración del cambio organizacional ayudar a los líderes de negocios y a los colaboradores a construir una “mentalidad abierta y positiva”, una “forma de ser” de las empresas que les permita incorporar exitosamente nuevas herramientas, procesos o innovaciones tecnológicas en su modelo de negocio?

En los casos de éxito de grandes empresas que lograron motivar a los colaboradores frente al cambio se necesitó previamente la implementación de estrategias de cultura organizacional que desarrollarán conceptos como innovación, flexibilidad, adaptación y creatividad. Por ejemplo, el 40% de las compañías que utilizan StarMeUp OS incluyeron el valor “innovación” como parte esencial de su cultura organizacional brindando así este mensaje: la innovación es fundamental para el crecimiento de nuestra empresa. Entonces, utilizaron la plataforma para reconocer públicamente a los empleados que demostraron este valor en sus actividades diarias, reforzando la importancia de este valor para la organización.

Valorizar el concepto de innovación es un primer paso positivo en una estrategia de change management, pero para crear una verdadera cultura innovadora lo suficientemente poderosa para transformar no solo actitudes sino también motivar comportamientos es necesario entender el impacto que la transformación está teniendo en los colaboradores en el día a día. ¿Los equipos de trabajo comparten la visión para el cambio? ¿la innovación es un valor para ellos? ¿Cómo viven los cambios que atraviesa la organización? Afortunadamente, para identificar (y mejorar) cómo se vive el valor de una organización la tecnología tiene mucho ofrecer.

Cómo impacta la tecnología en el change management

La cultura innovadora no se construye solamente en un relato o en la visión de la dirección, ni siquiera alcanza con determinar que la innovación es un valor, la cultura se refleja en los proyectos y resultados del día a día de los equipos de trabajo.

Hoy existen plataformas para medir permanentemente cómo los colaboradores se vinculan con la innovación al generar información clave para llevar adelante proyectos de transformación digital. ¿Qué oportunidades brindan estos sistemas para implementar iniciativas de gestión del cambio?

gestion-del-cambio

gestion-del-cambio

Para crecer es imprescindible que las compañías desarrollen una cultura abierta al aprendizaje, flexible y colaborativa para adaptarse ágilmente a nuevos contextos, tecnologías y modelos de negocios. Ante el desafío de cómo construir una organización más innovadora, las nuevas herramientas ofrecen soluciones interesantes para potenciar el valor de la innovación y comprometer a los equipos de trabajo con el cambio; ellos son el verdadero motor de la transformación para desarrollar la mejor versión de la empresa y potenciar sus resultados.

Al colocar a los colaboradores en el asiento del conductor de la transformación, se puede acelerar el desarrollo de la empresa y mejorar significativamente los resultados de las iniciativas de gestión del cambio.

Resistencia al Cambio Organizacional - Inteligencia Emocional - YouTube

Por qué actualmente la gestión del cambio es fundamental

En la actualidad las empresas afrontan urgentes desafíos como:

  • Nuevos escenarios competitivos
  • Nuevas demandas de los consumidores
  • Aparición de nuevas tecnologías

En este demandante contexto, las organizaciones no solo deberían ser capaces de cambiar, sino que tendrían que aprender a vivir en un permanente proceso de adaptación. La capacidad de cambiar y adaptarse debería ser uno de los valores definitorios de las compañías en todo momento.

Gestión del cambio para la transformación digital

En los últimos años la aparición de las nuevas tecnologías como la inteligencia artificial, el aprendizaje automático, los chatbots o el cloud computing llevó a la mayoría de las empresas a sumergirse de lleno en el mundo de la transformación digital. Según AppDirect el 79% de las compañías se encuentran atravesando un proceso de transformación digital, una realidad que generó que la cuestión sobre la administración del cambio organizacional cobrara una gran relevancia.

Sin embargo, la gran mayoría de los directores de las empresas dudan de la capacidad de sus compañías para adaptarse al cambio; según el Reporte de Transformación Digital de Globant:

El 53% de las empresas no se sienten preparadas para utilizar de manera eficiente las tecnologías como inteligencia artificial, blockchain o aquellas de reconocimiento facial.

Muchas organizaciones no están preparadas estructuralmente para adaptarse rápido a una nueva situación, no son dinámicas ni flexibles ante el cambio. La mayoría de las compañías -especialmente las compañías grandes de larga trayectoria en el mercado- se caracterizan por una estructura estable y rígida, con sus procesos enfocados en el control y en evitar el riesgo. Solemos encontrar este tipo de organizaciones en las industrias financieras, de seguros y de salud, sectores complejos suelen tener baja velocidad de adopción de tecnología, pero que al mismo tiempo tienen una enorme de necesidad de ser competitivos, eficientes y rentables.

En el otro extremo, surgen nuevos competidores que son empresas nativas digitales con estructuras pequeñas y flexibles y que tienen en su ADN la innovación, la experimentación y el desafío al status quo. Es evidente que la incorporación de tecnología en particular y la gestión del cambio organizacional, en general, son más simple y menos costosa en este tipo de empresas.

A pesar de que la gestión del cambio es difícil para ambos tipos de empresas, las de estructuras grandes deberían cuestionarse urgentemente cómo adaptarse, porque, de lo contrario, “perderán” ante las empresas más nuevas que son digitalmente nativas y más propensas a evolucionar.

******

Sistema de gestion de innovacion | PPT

Elementos clave de un Sistema de Gestión de la Innovación

¿Cuáles son los elementos claves de un Sistema de Gestión de la Innovación?

 

Los factores de éxito para innovar de forma eficaz están estructurados en siete áreas claves: contexto, liderazgo, operaciones, evaluación, y mejora.

El enfoque sistémico hacia la gestión de la innovación reconoce que existe una serie de elementos interrelacionados e interactivos o factores en una organización que deben estar implementados para asegurar el éxito de la innovación. La estructura de la norma guía para la gestión de la innovación (la futura ISO 50501) cubre siete elementos claves, uno para cada uno de los títulos del documento. Estos títulos son iguales para todas las normas de sistemas de gestión.

¿Cuáles son los elementos claves de un Sistema de Gestión de la Innovación?

  • Contexto: La organización debe tener registro de las tendencias externas y demás factores relevantes para la misma. Ej.: Preferencias del usuario y desarrollos tecnológicos, para así detectar oportunidades y desafíos que pueden impulsar actividades de innovación.
  • Liderazgo: basándose en el entendimiento del contexto de la organización, la dirección debe mostrar liderazgo y compromiso estableciendo una visión general respecto de la innovación, incluyendo los recursos necesarios, las estructuras, y las responsabilidades y, desarrollando una cultura que apoye las actividades de la innovación.
  • Planificación: Se deben desarrollar los objetivos y estrategias de innovación para las partes de la organización que sean relevantes, basándose en la visión definida por la dirección y la oportunidad y riesgos que se hayan identificado.
  • Soporte: Se debe implementar el soporte/apoyo necesario para la ejecución de las estrategias de innovación. Ej.: Personas con las competencias correctas, recursos financieros, herramientas y métodos, comunicación y actividades que fomenten la sensibilización, así como también la colaboración externa y la protección de propiedad intelectual.
  • Operaciones: Las actividades de innovación se inicial alineadas a la estrategia utilizando el soporte/apoyo establecido y los procesos apropiados dependiendo en el tipo de innovación que se busca lograr. Las iniciativas de innovación pueden formar uno o más porfolios para facilitar la gestión, la medición y el seguimiento.
  • Evaluación: El desempeño del Sistema de Gestión de la Innovación como un todo debe ser evaluado regularmente, para identificar sus fortalezas y debilidades.
  • Mejora: Basándose en la evaluación como “input”, el sistema de mejorarse tomando acción sobre las brechas más críticas en relación al contexto, liderazgo, planificación, soporte y operaciones.

El marco de trabajo orientativo aplica para todo tipo de organizaciones, indistintamente de su sector, tamaño o especialidad. Una organización puede seleccionar implementar las partes más relevantes del sistema, dependiendo de su situación específica.

Invitado Especial: Magnus Karlsson. Fuente: Innovation Managment Systems

Tomado de: Quara Consulting Trining

**********

Vídeos recomendados:

Gestión del Cambio – Administración del Cambio o Change Management. Fuente: Un Dia Extra

18 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. La innovación y la gestión del cambio son conceptos que van de la mano. La innovación es la introducción de algo nuevo o diferente que puede mejorar un proceso, producto o servicio. La gestión del cambio, por otro lado, se refiere al proceso de planificar, implementar y controlar los cambios en una organización para maximizar los beneficios y minimizar los riesgos.

  2. Esta lectura nos da a conocer que la innovación y la gestión del cambio son fundamentales en el mundo empresarial actual. Las empresas que saben cómo gestionar la innovación de manera efectiva son más exitosas, crecen más rápido y se adaptan mejor a los cambios en su industria. La calidad y la innovación tecnológica están estrechamente relacionadas. La consultoría en gestión del cambio desempeña un papel crucial al simplificar la transformación de las organizaciones y asegurarse de que sea un proceso fluido para todos los equipos e individuos involucrados. En un entorno empresarial cada vez más dinámico, la capacidad de innovar se ha convertido en una fuente clave de ventaja competitiva.

  3. Un articulo donde nos habla de un cambio permanente en los negocios, donde pequeñas empresas despegan o se hunden por falta de asesoría. Aquí nos habla de la innovación para lograr el éxito empresarial , a gestionar adecuadamente y adaptarse a los nuevos cambios del mercado.

  4. Cuando uno lee todo lo que le gusta como la gestión que se aplica en todas las actividades humanas, todo nos educa y brinda conocimientos como el pie d e foto y leyenda de las imagéens. Me gusto por ejempl: vivimos en un contexto laboral complejo, competitivo y globalizado. Nos acostumbramos a decir que este entorno oscilante – que caracteriza a la mayoría de nuestros negocios – son “oportunidades”, que los cambios son “desafíos” y que frente a la incertidumbre hay que ser “positivos y anticiparse”. La realidad es que, más allá de cómo los llamemos, los cambios forman parte del día a día de nuestras organizaciones

  5. Esta lectura me satisface mucho par tener mayor conocimiento. Cierto, las empresas pasan a diario por cambios, adaptaciones e innovaciones, así que mejoras por cuestiones prácticas se van encontrando en el transcurso de los procesos. Pero algunas transformaciones son tan profundas que necesitan pasar por esta gestión.

  6. Como joven empresario tengo que aprender la teoría y conocimientos que brinda Innovas a los emprendedores. La Gestión del Cambio es un área de estudio de gestión que tiene como objetivo ayudar a las organizaciones a adaptarse constantemente a los cambios del mercado.Gracias por el compartir.

  7. Una fortaleza y una oportunidad para los practicantes y consultores son las pequeñas empresas que despegan o se hunden por falta de asesoría. surgen nuevos competidores que son empresas nativas digitales con estructuras pequeñas y flexibles y que tienen en su ADN la innovación, la experimentación y el desafío al status quo. Es evidente que la incorporación de tecnología en particular y la gestión del cambio organizacional, en general, son más simple y menos costosa en este tipo de empresas.

  8. Una buena guía para enriquecer nuestra cultura de negocios. El cambio es algo permanente y cada vez lo será mas. La estabilidad ha dejado de ser la norma y la mayoría de expertos coinciden en que las próximas décadas el entorno empresarial será incluso más inestable que ahora. El gestor debe estar preparado para manejar la incertidumbre y gestionar efectivamente el cambio.

  9. Definitivamente cierto las pautas que marcan este gran artículo para el éxito empresarial. La innovación es la clave para lograr el éxito empresarial. Es indudable que las empresas que han aprendido a gestionar adecuadamente la innovación crecen más rápido, son más rentables, y se adaptan con mayor facilidad a los cambios en la industria, las entidades públicas y organizaciones no lucrativas. La calidad está ligada a la innovación tecnológica.