Grupo de científicos internacionales crean modelos de embriones humanos sintéticos en el laboratorio

Los modelos de embriones han sido programados y diseñados sin necesidad de óvulos y esperma y pueden permitir grandes desarrollos en medicina.

Por: Luis Alberto Pintado Córdova en colaboración con  ABC

Científicos crean un embrión sintético con cerebro y corazón que late
CIENCIA MATERNIDAD SALUD Imágenes de los embriones natural y sintético. Amadei and Handford

 

Como en una películoa de ciencia ficción. Lo impensable pero predecible ha terminado sucediendo: un grupo de investigadores han creado los primeros embriones humanos sintéticos utilizando exclusivamente células madre, sin usar óvulos o esperma. Es el comienzo de una nueva era en la que el ser humano logrará el dominio de su propia naturaleza biológica. Las ventajas que este desarrollo puede traer al bienestar humano son incalculables. Tanto como los grandes riesgos y cuestiones éticas que abre para el presente y futuro de la civilización humana.

Un grupo de científicos e investigadores internacionales dirigido por la bióloga Magdalena Żernicka-Goetz, de la Universidad de Cambridge en el Reino Unido, ha logrado concebir embriones humanos artificiales a partir de células madre, una hazaña revolucionaria que supera la necesidad de óvulos o esperma para realizar el proceso.

«Las estructuras prototipo, cada una originada de una única célula madre embrionaria, llegaron al inicio de una etapa crucial en el desarrollo conocida como gastrulación.

Durante esta fase, el embrión deja de ser una capa continua de células para comenzar a formar distintas líneas celulares y a establecer los ejes primordiales del cuerpo. En este momento, el embrión aún no posee un corazón que late, intestino o rudimentos de cerebro, pero el modelo reveló la existencia de células germinales, que son las células precursoras de los óvulos y el esperma.

«Podemos crear modelos similares a embriones humanos mediante la reprogramación de células madre«, dijo la jefa del proyecto y profesora de la Universidad de Cambridge y el Instituto de Tecnología de California Magdalena Żernicka-Goetz durante la reunión anual de la Sociedad Internacional para la Investigación de Células Madre. Según The Guardian, la científica señaló que no hay planes cercanos para que estos embriones sintéticos se utilicen clínicamente. Además, afirma, sería ilegal implantarlos en el útero de un paciente. Tampoco está todavía claro, apunta, si estas estructuras tienen el potencial de continuar madurando más allá de las primeras etapas de desarrollo. El confidencial 2023.

La investigación se presentó en la reunión anual de la International Society for Stem Cell Research y aún no ha sido revisada por pares o publicada». Sergio Parra, investigador de temas científicos de National Geographic, 2023.

Las estructuras prototipo, cada una originada de una única célula madre embrionaria, llegaron al inicio de una etapa crucial en el desarrollo conocida como gastrulación.

Durante esta fase, el embrión deja de ser una capa continua de células para comenzar a formar distintas líneas celulares y a establecer los ejes primordiales del cuerpo. En este momento, el embrión aún no posee un corazón que late, intestino o rudimentos de cerebro, pero el modelo reveló la existencia de células germinales, que son las células precursoras de los óvulos y el esperma.

La investigación se presentó en la reunión anual de la International Society for Stem Cell Research y aún no ha sido revisada por pares o publicada. Sergio Parra

Utilidad científica

Es importante recalcar que estos no son embriones sintéticos, sino modelos de embriones. Aún estamos muy lejos de crear bebés artificialmente. Estas son estructuras, pues, que pueden imitar algunas de las características de un embrión normal.

Los científicos señalan que estos embriones prototipo, similares a los de las primeras etapas del desarrollo humano, podrían ofrecer una visión esencial sobre el efecto de los desórdenes genéticos y las causas biológicas de los abortos espontáneos recurrentes. National Geographic.

Esta investigación también podría contribuir en la investigación sobre por qué numerosos embarazos fracasan alrededor de la fase que estos embriones artificiales emulan. Al poder estudiar estos momentos iniciales en un entorno de laboratorio, tendríamos la capacidad de entenderlos de manera mucho más profunda.

El avance científico que han conseguido

Como apunta Żernicka-Goetz, por ahora su trabajo tendrá implicaciones positivas a corto plazo. Para empezar, abriendo una ventana a la investigación de los trastornos genéticos y las causas biológicas de los abortos recurrentes. Estos modelos de embriones —que se asemejan a los que se encuentran en las primeras etapas del desarrollo humano— carecen de corazón o el inicio de un cerebro. Pero sí incluyen células que normalmente darían lugar a la placenta, el saco vitelino y el embrión en sí. A pesar de sus limitaciones, este desarrollo es un paso significativo hacia la comprensión de los procesos biológicos esenciales.

Según declaraciones del Dr. Robin Lovell-Badge —jefe de Biología de Células Madre y Genética del Desarrollo en el Instituto Francis Crick de Londres— al diario británico, «la idea es que, si realmente modelamos el desarrollo embrionario humano normal usando células madre, podemos obtener mucha información sobre cómo comenzamos el desarrollo, qué puede salir mal, sin tener que usar embriones [humanos] tempranos para la investigación».

Los embriones fueron cultivados hasta una etapa un poco más allá del equivalente de 14 días de desarrollo para un embrión natural. Las estructuras modelo —cada una cultivada a partir de una única célula madre— alcanzaron el comienzo del hito del desarrollo embrionario llamado gastrulación. En este punto, el embrión aún no tiene un corazón latiente, intestino o comienzos de un cerebro, pero sí muestra células primordiales, que son las células precursoras del óvulo y el esperma. El Confidncial 2023.

Maestrías y Doctorados EUPG-UNFV

placeholderLa investigadora polaca Magdalena Żernicka-Goetz.
La investigadora polaca Magdalena Żernicka-Goetz.

Żernicka-Goetz dijo a The Guardian que esto fue «hermoso y se creó completamente a partir de células madre embrionarias. Nuestro modelo humano es el primer modelo de embrión humano de tres linajes que especifica amnios y células germinales, células precursoras de óvulos y espermatozoides».

El trabajo de Żernicka-Goetz no es el primero en este campo. Equipos de su laboratorio y del Instituto Weizmann en Israel demostraron previamente que las células madre de ratones podrían ser inducidas a autoensamblarse en estructuras similares a embriones tempranos con un tracto intestinal, los comienzos de un cerebro y un corazón latiente. Lo mismo podría hacerse, teóricamente, con los embriones humanos.

Gritos éticos: un futuro peligroso

Las implicaciones éticas y legales de este trabajo son profundas. Este tipo de desarrollos no están contemplados por la legislación en la mayoría de países. Los científicos internacionales están trabajando para establecer directrices voluntarias que regulen el trabajo con embriones sintéticos, pero los políticos van muy por detrás y no todos los científicos ni países tienen por qué adherirse a estos protocolos.

Obviamente, el desarrollo de embriones humanos sintéticos es un avance científico titánico que abre la puerta a usos peligrosos y cuestiones éticas complicadas. Actualmente, es ilegal implantar un embrión genéticamente manipulado en un útero humano, pero esto ya se hizo y el científico responsable ya ha sido rehabilitado y continúa con su trabajo. Y esto es lo que sabemos. No tenemos ni idea de lo que puede estar pasando en laboratorios gubernamentales en China, Rusia o EEUU.

Por eso es lógico que existan preocupaciones de que alguien pueda decidir implantar embriones sintéticos en seres humanos o incluso trabajar en un útero artificial, como el que ya describimos en estas páginas, para crear un humano 100% sintético. Aunque esta posibilidad puede parecer lejana en estos momentos, es hora de considerar su efecto y tener las discusiones éticas y legales necesarias al mismo ritmo que avanza la ciencia.

Sin llegar a la reproducción completa, otra cuestión que se plantea es la definición de la vida misma: ¿se consideran estas estructuras vida como la entendemos actualmente? ¿Deberían recibir protecciones legales similares a las de un embrión humano, dependiendo de su estado de gestación? ¿Podrían usarse humanos sintéticos sin cerebro para extraer sangre y órganos para donación y resolver enfermedades en seres humanos gestados de forma natural? Estas son algunas de las preguntas que la sociedad y la ley tendrán que responder a medida que avancemos en esta vertiginosa aventura.

Esas tormentas en el horizonte no deberían oscurecer el increíble logro de este trabajo. Los embriones humanos sintéticos pueden abrir nuevas vías de investigación y tratamiento de trastornos y enfermedades. Es algo que no podemos ignorar por el bien de toda la humanidad, incluyendo la que eventualmente no sea creada con óvulos y esperma.

Foto: Renewal Bio busca crear embriones humanos sintéticos a partir de células madre. (SPL)
Renewal Bio busca crear embriones humanos sintéticos a partir de células madre. (SPL)

No solo hay uno, sino tres modelos de embriones humanos sintéticos fabricados en laboratorio a partir de células madre. Todos podrían facilitar el estudio de las etapas más desconocidas y complejas de la formación del embrión humano, pero también plantean cuestiones éticas y legales sobre su estatus y regulación.

Eduardo Martínez de la Fe, Levante 2023, señal: «El desarrollo embrionario humano es uno de los procesos biológicos más fascinantes y misteriosos. A partir de una única célula, el cigoto, se forma un organismo complejo con millones de células especializadas y organizadas en tejidos y órganos.

Sin embargo, este proceso es también muy difícil de estudiar, ya que implica acceder a embriones humanos reales, lo que plantea limitaciones éticas, legales y técnicas».

Límites legales

En muchos países, la investigación con embriones humanos está restringida por la llamada regla de los 14 días, que prohíbe cultivar o experimentar con embriones humanos más allá de ese límite temporal.

Dilemas éticos 

La investigación también suscita importantes dilemas éticos y legales, dado que las entidades producidas en laboratorio no están contempladas por la legislación actual en el Reino Unido y la mayor parte de otros países.

Como advirtió Rachel Ankeny, investigadora de bioética en la Universidad de Adelaide y ajena a la investigación, actualmente los científicos se adhieren a una «regla de los 14 días» que restringe la utilización de embriones humanos en el laboratorio, estipulando que dichos embriones sólo pueden ser cultivados in vitro durante un máximo de dos semanas.

Normativas como ésta, y otras nuevas que podrían surgir a medida que la investigación avanza, nos instan a reflexionar sobre cuestiones fundamentales como cuándo determinamos que la ‘vida’ comienza en un organismo, y qué tan semejante a un embrión humano debe ser un embrión sintético antes de que se le considere esencialmente idéntico.

Investigadores crean embriones sintéticos de ratón en Israel
Desarrollo de modelos de embriones sintéticos desde el día 1 (arriba a la izquierda) hasta el día 8 (abajo a la derecha). (Weizmann Institute of Science)

Sin corazón latente ni cerebro

Estas estructuras no tienen un corazón latente ni el comienzo de un cerebro, aunque incluyen células que típicamente continuarían formando la placenta, el saco vitelino y el mismo embrión.

«Podemos crear modelos similares a los embriones humanos reprogramando las células», apunta la profesora Magdalena Zernicka-Goetz, del Instituto de Tecnología de California (Estados Unidos) en una intervención realizada en el marco de un congreso anual en Boston de la Sociedad Internacional para Investigación de Células Madre.

Según esto, no existe ahora la perspectiva a corto plazo de que estos embriones sintéticos vayan a ser empleados clínicamente y sería ilegal implantarlos en el útero de una paciente. Tampoco está claro todavía si estas estructuras tienen el potencial de continuar madurando más allá de las fases más tempranas de desarrollo.

La ciencia supera la legislación

De acuerdo con el medio británico, el avance pone de relieve la rapidez con la que la ciencia en este campo ha superado a la legislación, y los científicos del Reino Unido y otros países ya se están movilizando para elaborar directrices voluntarias que regulen el trabajo con embriones sintéticos.

En otra comparecencia en dicho congreso, el responsable de biología de células madre y genética del desarrollo en el Instituto Francis Crick (Londres), Robin Lovell-Badge, dijo que «la idea es que si empleamos células madre para realmente modelar el desarrollo embrionario normal humano, se puede obtener muchísima información sobre cómo comenzamos el desarrollo, lo que puede ir mal, sin tener que usar embriones en su fase temprana para la investigación». FEW (EFE, The Guardian)- DW.

Debate abierto

Por eso, es necesario abrir un debate público e interdisciplinar sobre estas cuestiones, que involucre a científicos, bioéticos, juristas, políticos, religiosos y ciudadanos.

Solo así se podrá establecer un marco ético y legal adecuado para regular la investigación con estos modelos sintéticos de embriones humanos, que garantice el avance del conocimiento científico sin comprometer el respeto a la vida humana, consideran los científicos. Eduardo Martínez de la Fe, 2023.

Particularmente teniendo en cuenta que, aunque hasta ahora nadie ha creado modelos de embriones que tengan la capacidad de convertirse en seres humanos, un estudio reciente en modelos de embriones de mono, citado también por Nature, mostró que dichos modelos podrían inducir el embarazo (que abortaría espontáneamente poco después) si se colocaban en el útero. Esto sí son palabras mayores.

De lo que si estamos seguros es que el hombre no debe estar jugando a ser Dios para crear vida humana.

43 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. El artículo trata sobre un avance científico significativo en el campo de la biología y la reproducción. Un grupo de investigadores dirigido por la bióloga Magdalena Żernicka-Goetz, de la Universidad de Cambridge, ha logrado crear los primeros embriones humanos artificiales a partir de células madre, prescindiendo de la necesidad de óvulos o esperma en el proceso. Estas estructuras prototipo llegaron a una etapa crucial del desarrollo conocida como gastrulación. Aunque estos embriones artificiales no son embriones sintéticos completos, representan un avance importante en la comprensión de las primeras etapas del desarrollo humano y podrían tener aplicaciones en la investigación de desórdenes genéticos, causas de abortos espontáneos recurrentes y otros aspectos de la reproducción humana.

  2. Este es un avance científico importante para la humanidad, porque estos modelos pueden facilitar el estudio de los trastornos genéticos y las causas del aborto. Recurrencia espontánea Sin embargo, este avance plantea varios problemas éticos y legales debido a que no existe una regulación específica para estos embriones sintéticos. También existe la preocupación de que se puedan tomar decisiones peligrosas, como implantar estos embriones en humanos o crear humanos completamente sintéticos resalta las implicaciones éticas y legales de este avance .

  3. Jugar a ser dios para muchas personas es inmoral e inhumano.
    Jugar con la vida de tal manera que se manipule los genes y que en un posible futuro se pueda utilizar como una arma biológica en contra de nosotros. Y saber si esos seres tienen conciencia, se reformularía la existencia de la vida como tal y del espíritu.
    Gracias a los avances tecnológicos hoy en día ya se hacen ensayos con embriones artificiales en china y en otras potencias.
    Personalmente pienso que se debería de usar esa tecnología para el bien de la humanidad, no para destruirla.

  4. El artículo plantea un avance científico significativo en el campo de la biología, donde se han creado los primeros embriones humanos sintéticos utilizando exclusivamente células madre, sin necesidad de óvulos o esperma. Este logro ha sido llevado a cabo por un grupo de investigadores internacionales dirigido por la bióloga Magdalena Żernicka-Goetz.

    Se destaca que estos embriones prototipo, similares a las primeras etapas del desarrollo humano, podrían ser una herramienta invaluable para comprender los trastornos genéticos y las causas biológicas de los abortos espontáneos recurrentes. Además, se menciona la posibilidad de utilizar estos modelos de embriones para estudiar las etapas iniciales del desarrollo embrionario humano en un entorno de laboratorio, lo que permitiría una comprensión más profunda de estos procesos biológicos.

    Sin embargo, el texto también resalta las implicaciones éticas y legales de este avance. Se menciona la necesidad de establecer directrices y regulaciones para el trabajo con embriones sintéticos, ya que actualmente no existe una legislación que aborde específicamente este tema en la mayoría de los países. Además, se plantean cuestiones éticas sobre el estatus y la protección legal de estas estructuras sintéticas, así como la posibilidad de utilizar embriones sintéticos para la extracción de órganos y donaciones médicas.

    El texto también hace hincapié en la importancia de abrir un debate público e interdisciplinario que involucre a científicos, bioéticos, juristas, políticos, religiosos y ciudadanos para abordar las implicaciones éticas y legales de la investigación con embriones sintéticos.

    En resumen, el comentario fundamentado sobre el texto reconoce el avance científico significativo en la creación de embriones humanos sintéticos a partir de células madre, pero también resalta las implicaciones éticas y legales asociadas. Se destaca la importancia de establecer regulaciones adecuadas y abrir un debate público para abordar estas cuestiones éticas y garantizar que el avance científico se realice de manera ética y respetuosa con la vida humana.

  5. Estos modelos de embriones sintéticos, también conocidos como blastoides, son estructuras en las que se pueden observar algunas características y procesos similares a los embriones humanos en etapas muy tempranas de desarrollo. Sin embargo, es importante tener en cuenta que estos modelos no son embriones completos ni pueden desarrollarse en seres humanos completos.

  6. Definitivamente un gran avance de la ciencia, no se creia concebible que se pueda crear embriones sin la presencia de los gametos pero se ha demostrado que si se puede crear unos sinteticos a partir de celulas madres pero esto implica un grandes riesgos como indica el texto a nivel etico y legal porque aun no se conoce como podrian desarrollarse estos embriones, pero esto nos permite conocer causas de problemas genéticos lo cual es bueno para la ciencia.

  7. Es importante que los científicos y la sociedad en general reflexionen sobre los límites y las sugerencias éticas de este tipo de investigaciones. Se deben establecer los requisitos adecuados para garantizar un uso responsable y ético de esta tecnología.

    Este descubrimiento destaca la necesidad de un diálogo amplio y multidisciplinario que involucre a expertos en ética, científicos, legisladores y la sociedad en general para abordar los desafíos y las oportunidades que surgen de estos avances científicos.

  8. El artículo es una fascinante exploración de los avances científicos de cómo los investigadores han utilizado células madre para crear estructuras similares a los embriones humanos, que se han utilizado para estudiar el desarrollo embrionario y la formación de órganos. La importancia de esta investigación es que sirve para comprender mejor los problemas de fertilidad y los defectos congénitos, así como para avanzar en la medicina regenerativa y la terapia génica. Además, el artículo señala algunas de las preocupaciones éticas que rodean a esta investigación y cómo los científicos están trabajando para abordar estas cuestiones.

  9. Es fascinante el desarrollo de modelos de embriones humanos sintéticos en el laboratorio utilizando células madre. Este avance científico presenta un potencial revolucionario para la medicina y la investigación genética. Sin embargo, también me preocupan profundamente las implicaciones éticas y legales que surgen de esta tecnología Es crucial que se establezcan regulaciones adecuadas y se promueva un debate interdisciplinario que considere las perspectivas científicas, éticas, jurídicas y sociales. Es importante encontrar un equilibrio entre el avance científico y el respeto a la vida humana, asegurando que esta tecnología se utilice de manera responsable y en beneficio de la humanidad. El desarrollo de embriones sintéticos plantea interrogantes éticas y legales que requieren nuestra atención y reflexión como sociedad.

  10. Este articulo aborda el desarrollo de modelos de embriones humanos sintéticos utilizando células madre, sin necesidad de óvulos y esperma, el cual es un avance científico significativo para la humanidad, debido a que estos modelos podrían facilitar la investigación sobre trastornos genéticos y las causas de abortos espontáneos recurrentes. Sin embargo, este avance plantea diversos dilemas éticos y legales, ya que no hay regulaciones específicas para estos embriones sintéticos. Además, existe la preocupación de que se puedan tomar decisiones peligrosas, como implantar estos embriones en seres humanos o crear humanos completamente sintéticos.

  11. A diferencia de los embriones humanos procedentes de la fecundación in vitro (FIV), donde existe un marco jurídico establecido, en la actualidad no existe una normativa clara que regule los modelos de embriones humanos derivados de células madre. Urge una normativa que establezca un marco para la creación y el uso de modelos de embriones humanos derivados de células madre

  12. Interesante este articulo, porque es lógico que existan preocupaciones de que alguien pueda decidir implantar embriones sintéticos en seres humanos o incluso trabajar en un útero artificial, como el que ya describimos en estas páginas, para crear un humano 100% sintético. Aunque esta posibilidad puede parecer lejana en estos momentos, es hora de considerar su efecto y tener las discusiones éticas y legales a este asunto.

  13. Interesante articulo, porque es lógico que existan preocupaciones de que alguien pueda decidir implantar embriones sintéticos en seres humanos o incluso trabajar en un útero artificial, como el que ya describimos en estas páginas, para crear un humano 100% sintético. Aunque esta posibilidad puede parecer lejana en estos momentos, es hora de considerar su efecto y tener las discusiones éticas y legales a este asunto.

  14. El desarrollo de modelos de embriones humanos sintéticos en el laboratorio es un avance científico revolucionario con implicaciones tanto positivas como preocupantes. Estos modelos podrían ofrecer una invaluable comprensión de los trastornos genéticos y las causas de abortos espontáneos recurrentes, así como ayudar en la investigación de los primeros momentos del desarrollo embrionario. Sin embargo, surgen dilemas éticos y legales sobre el estatus y la regulación de estas estructuras, ya que la legislación actual no contempla este tipo de avances. Considero que es fundamental encontrar un equilibrio entre el avance del conocimiento científico y la consideración de los valores éticos y morales de nuestra sociedad ya que al final todo conocimiento y avance debe permitir el bienestar de la sociedad.

  15. El artículo presenta un avance científico y al mismo tiempo, plantea preocupaciones éticas y legales importantes. El logro de crear embriones humanos sintéticos a partir de células madre sin el uso de óvulos o esperma es sin duda un hito científico significativo.
    Este avance ofrece nuevas oportunidades para investigar los trastornos genéticos y las causas de abortos espontáneos recurrentes, lo que podría tener un impacto positivo en la comprensión y el tratamiento de diversas enfermedades. Sin embargo, la creación de embriones humanos sintéticos también plantea preguntas éticas y legales complejas. La falta de regulaciones claras en muchos países y la necesidad de establecer directrices voluntarias para el trabajo con embriones sintéticos demuestran que la ciencia ha superado rápidamente a la legislación en este campo.
    Por último, es importante que se establezca un marco ético y legal adecuado para regular la investigación con embriones sintéticos, asegurando un equilibrio entre el avance científico y el respeto a la vida humana. La ciencia tiene el potencial de mejorar la vida humana, pero también es fundamental abordar las implicaciones y riesgos asociados para garantizar que se realice de manera ética y responsable.

  16. En mi humilde opinión este argunento es preocupante. es lógico que existan preocupaciones de que alguien pueda decidir implantar embriones sintéticos en seres humanos o incluso trabajar en un útero artificial, como el que ya describimos en estas páginas, para crear un humano 100% sintético. Aunque esta posibilidad puede parecer lejana en estos momentos, es hora de considerar su efecto y tener las discusiones éticas y legales necesarias al mismo ritmo que avanza la ciencia. Lo importante es que la ciencia avance hasta donde Dios lo permita.

  17. Ésta investigación conlleva que el embrión deja de ser una capa continua de células para comenzar a formar distintas líneas celulares y a establecer los ejes primordiales del cuerpo. En este momento, el embrión aún no posee un corazón que late, intestino o rudimentos de cerebro, pero el modelo reveló la existencia de células germinales, que son las células precursoras de los óvulos y el esperma.

  18. Realmente es peligroso que el hombre juega a ser Dios medfiante experimentos científicos. Ya en China un científico la creación de 2 bebés con genes modificados ha encendido todas las alarmas.
    Hoy sin embriones humanaos, espermas ni óvulos , todo sintético más aún. Si es para bien de la medicina. Excelente, pero si es para experimentos bélico y de manipulación genética es un tanto inmoral y debe ser reglado éticamente.

  19. Extraordinario experimento. El trabajo de Żernicka-Goetz no es el primero en este campo. Equipos de su laboratorio y del Instituto Weizmann en Israel demostraron previamente que las células madre de ratones podrían ser inducidas a autoensamblarse en estructuras similares a embriones tempranos con un tracto intestinal, los comienzos de un cerebro y un corazón latiente. Lo mismo podría hacerse, teóricamente, con los embriones humanos.

  20. Un artículo futurisata en favor de la humanidad sin se conduce con la bendición de Dios. Los científicos señalan que estos embriones prototipo, similares a los de las primeras etapas del desarrollo humano, podrían ofrecer una visión esencial sobre el efecto de los desórdenes genéticos y las causas biológicas de los abortos espontáneos recurrentes.
    Esta investigación también podría contribuir en la investigación sobre por qué numerosos embarazos fracasan alrededor de la fase que estos embriones artificiales emulan. Al poder estudiar estos momentos iniciales en un entorno de laboratorio, tendríamos la capacidad de entenderlos de manera mucho más profunda.

  21. «Las estructuras prototipo, cada una originada de una única célula madre embrionaria, llegaron al inicio de una etapa crucial en el desarrollo conocida como gastrulación.
    Durante esta fase, el embrión deja de ser una capa continua de células para comenzar a formar distintas líneas celulares y a establecer los ejes primordiales del cuerpo. En este momento, el embrión aún no posee un corazón que late, intestino o rudimentos de cerebro, pero el modelo reveló la existencia de células germinales, que son las células precursoras de los óvulos y el esperma.
    Excelente artículo de difusión científia.

  22. La investigación también suscita importantes dilemas éticos y legales, dado que las entidades producidas en laboratorio no están contempladas por la legislación actual en el Reino Unido y la mayor parte de otros países. El hombre no debe jugar a ser Dios, no vayamoa a caer como Sodoma y Gomorra o como la Torre de Bale, destruídos. Hay que poner límites éticos científicos.

  23. Un grupo de científicos e investigadores internacionales dirigido por la bióloga Magdalena Żernicka-Goetz, de la Universidad de Cambridge en el Reino Unido, ha logrado concebir embriones humanos artificiales a partir de células madre, una hazaña revolucionaria que supera la necesidad de óvulos o esperma para realizar el proceso. Gran artículo.