Por: Moisés Enrique Flores Zúñiga y Marcos Huatuco Bryan. Analistas juniors corporativos de Negocios Internacionales de Innov@s – UNFV. Asesoría: Luis Pintado Córdova.

La enfermedad psicológica que agrava y que está cotidianamente en nuestra sociedad -con una gran tasa de personas que sufren a causa de la misma- es la psicopatía. Para empezar con este artículo tenemos que tener en cuenta una definición de este padecimiento, lo cual es una anomalía donde se altera la conducta social del individuo, sin que las funciones perceptivas y mentales se vean afectadas.

Otro concepto que podríamos considerar es el propuesto por E. Kraepelin (1903), quien propuso el término “personalidad psicópata”, para referirse “Personalidades pobremente dotadas por influencias hereditarias, dañadas en sus procesos germinativos y otras influencias físicas tempranas en el desarrollo; cuya condición era parte de un proceso irreversible”.

Una investigación de  La Vanguardia  afirma: “La psicopatía o personalidad psicopática es un trastorno antisocial de la personalidad. Se caracteriza por una alteración del carácter o de la conducta social y no comporta ninguna anormalidad intelectual. Los enfermos de psicopatía (psicópatas) son personas que pueden cometer actos delictivos muy graves sin mostrar ningún tipo de sentimiento de culpa.

Afecta más a los hombres que las mujeres. Los psicópatas suelen llevar una vida aparentemente normal, aunque en ocasiones se salen de esa normalidad para protagonizar actos delictivos que pueden llegar al nivel de agresiones e incluso asesinatos.”

Asimismo señala las pautas que permiten identificar a los psicópatas:

Los psicópatas suelen seguir una serie de pautas que permiten su identificación. Son fríos y calculadores y cometen todo tipo de delitos y crímenes sin presentar ningún atisbo de remordimiento. Hay algunos síntomas que son comunes en este tipo de enfermedad:

– Se muestran distantes y ajenos a los sentimientos del prójimo.

– Tienen una personalidad manipuladora.

– No les importa cruzar la línea de lo correcto y no siguen la reglas de convivencia normales.

– Les atrae el riesgo.

– Suelen tener conductas adictivas.

– No tienen remordimientos después de cometer todo tipo de delitos graves.

– Son crueles.

– Distinguen perfectamente entre lo que está bien y lo que está mal.

– No suelen tener relaciones personales estables.

– Su vida está regida por el pragmatismo y los sentimientos no importan.

– No tienen miedo a ser castigados por sus crímenes.

– Su vida es aparentemente normal.

Esta enfermedad, catalogada por la Organización Mundial de la Salud como una de las enfermedades psicológicas de nuestros tiempos; y a su vez como una enfermedad social, ya que la psicopatía en ciertos casos se da por el estilo de vida que tiene la persona afectada o por el trato que ha recibido con el paso de los años. Este trastorno no solo puede afectar a la persona en sí, sino también a las personas a su alrededor, ya que se ven alteradas las emociones y expresividad de las personas, volviendo su conducta muy inesperada.

Según el doctor Hervey Cleckley determinan una serie de características clínicas, descritas en su libro The Mask of Sanity: An Attempt to Clarify Some Issues About the So-Called Psychopathic Personality, que incluyen:

  • Encanto superficial e inteligencia.
  • Ausencia de delirios u otros signos de pensamiento no racional.
  • Ausencia de nerviosismo o manifestaciones psiconeuróticas.
  • Escasa fiabilidad.
  • Falsedad o falta de sinceridad.
  • Falta de remordimiento y vergüenza.
  • Conducta antisocial sin un motivo que la justifique.
  • Juicio deficiente y dificultad para aprender de la experiencia.
  • Egocentrismo patológico y carencia de empatía.
  • Pobreza generalizada en las principales relaciones afectivas.
  • Pérdida específica de intuición.
  • Insensibilidad en las relaciones interpersonales generales.
  • Conducta extravagante y desagradable bajo los efectos del alcohol y, a veces, sin él.
  • Amenazas de suicidio raramente consumadas.
  • Incapacidad para seguir cualquier plan de vida.

Para el doctor Robert Hare, investigador sobre psicología criminal, los criterios que definen a la personalidad psicopática pueden evaluarse mediante una lista de veinte características denominadas Psychopathy Checklist (PCL). Estas descripciones tuvieron como base el trabajo de Cleckley para definir la psicopatía a través de una serie de síntomas interpersonales, afectivos y conductuales. Los síntomas que exhiben los psicópatas son, según Hare:

  • Gran capacidad verbal y un encanto superficial.
  • Autoestima exagerada.
  • Constante necesidad de obtener estímulos y tendencia al aburrimiento.
  • Tendencia a mentir de forma patológica.
  • Comportamiento malicioso y manipulador.
  • Carencia de culpa o de cualquier tipo de remordimiento.
  • Afectividad frívola, con una respuesta emocional superficial.
  • Carencia de empatía. Crueldad e insensibilidad.
  • Estilo de vida parasitario.
  • Falta de control sobre la conducta.
  • Vida sexual promiscua.
  • Historial de problemas de conducta desde la niñez.
  • Falta de metas realistas a largo plazo.
  • Actitud impulsiva.
  • Comportamiento irresponsable.
  • Incapacidad patológica para aceptar responsabilidad sobre sus propios actos.
  • Historial de muchos matrimonios de corta duración.
  • Tendencia hacia la delincuencia juvenil.
  • Revocación de la libertad condicional.
  • Versatilidad para la acción criminal.
  • Robert Hare estima que el 1 % de la población es psicópata. Otras estimaciones incluso llegarían al 6 %.

Característica de casos:

La psicopatía tienes unos rasgos psicológicos muy bien definidos a comparación de otras enfermedades de la misma índole. Como el narcisismo, la cual consta de la admiración excesiva y elevada a uno mismo, pero con una forma sutil de no expresarlo exteriormente, claro ejemplo es el secuestrador, violador y asesino en serie de mujeres estadounidenses Ted Bundy, sentenciado y ejecutado en la silla eléctrica en 1989. Se caracterizan también por la falta de sentimientos de culpa y de empatía, además de pensar solo en sí mismos, dejarse llevar por sus emociones y querer manipular y controlar situaciones y personas, ególatras y compulsivos. Maníacos depresivos, fríos y calculadores perversos con pobreza emocional -sienten menos emociones negativas, en especial el miedo-, son más propensos al aburrimiento, con un estilo de vida parasitario, entre otras características que no en todos los casos podrían estar presentes. Tienen trastornos de personalidad múltiple. Existen  casos especiales de violencia extrema, donde se vuelven sádicos, necrófilos, carente de sentimiento de culpa y con la necesidad de hacer daño a otros para obtener placer sexual.

Las personalidades psicópatas en estos tiempos son utilizadas exageradamente en las potadas de los medios de comunicación que engloban y recorren todo el mundo, en ellos podemos observar casos de jóvenes menores de edad. En el Perú se dieron muchísimos casos de psicopatía, un ejemplo de estos sería el del joven sicario “Gringasho”, que estuvo en la opinión pública, pues en sus cortos 16 años de edad tuvo la sangre fría para poder asesinar y a su vez relatar con personalidad delictiva estos hechos como si fueran una costumbre cotidiana, pues seguramente así lo percibía en su perspectiva social. Otro caso publicado fue el de “La gata”, una chica que con estas psicopatologías le era normal poder expresarse de una manera vanagloriosa y sin remordimiento de las muertes de dos  hombres con sus propias manos intentando engatusar a la policía.

Estos casos, donde la prensa equivocada, hace noticia que gusta a la morbo de las muchedumbres es utilizada desde hace varios años. Sin irnos muy lejos, tenemos en el 2019 el caso de los extranjeros de nacionalidad venezolana que asesinaron y descuartizaron a un compatriota suyo y a un peruano en un hostal. Se sabe que poseen unos rasgos psicópatas muy enraizados en su vida cotidiana con antecedentes delincuencial de alto riesgo, porque sin pelos en la lengua pudieron contar que fueron los implicados principales de las muertes de estas personas que fueron encontradas en partes en distintos distritos de la ciudad de Lima.

Asimismo, y para no olvidar, en nuestra historia hubo un gran psicópata que con terroristas realizaron genocidios en el Perú, en especial en la sierra y selva de nuestro país. Se trata del grupo Sendero Luminoso. Estaban encabezados por Abimael Guzmán Reynoso. Estos psicópatas terroristas realizaron las matanzas más siniestras en el Perú. Distintos poblados terminaban arrasados por esta forma de pensamiento extremista de izquierda terrorista, cuyo líder cayo en el mesianismo y endiosamiento, liquidando a peruanos inocentes y adversarios políticos. incitando a los jóvenes a la violencia con una falsa ideología, pues se les contaban historias de exclusión, descontento con el presente y prometían un futuro mejor lleno de utopías.

Casos muy sonados en el mundo los podemos encontrar especialmente en Estados Unidos, como el de Samuel Little, quien dijo haber matado al menos a 93 personas entre 1970 y 2005. Sus víctimas eran en su mayoría mujeres pobres o adictas, lo cual hacía más fácil que siguiera en libertad. Otro caso similar, pero mucho más famoso es el de Ted Bundy, que incluso tiene una película, quien cometió 30 asesinatos, en su mayoría mujeres, aunque se cree que el número real es mayor, entre 1974 y 1978. Lo que sucede en estos casos es la normalidad de actuación en el comportamiento de estos asesinos.

Son los comportamientos extraños y fuera de lugar los que nos dan esa señal de alerta, de que algo anda mal y debemos alejarnos de ahí. Pero en estos casos la situación no era esa, ejemplo de esto es el antes mencionado Ted Bundy, quien por fuera no parecía alguien capaz de hacer lo que hizo, incluso era considerado atractivo por las mujeres, tanto que incluso durante los juicios por esos asesinatos hubo quienes le mandaban cartas de amor y creían en su inocencia, al nivel que llegó a casarse con una simpatizante y tener una hija con la misma. Evidenciaba comportamientos que no disparan alertas ni cuestionamientos, y es por eso que es un caso que llama la atención, pues con su carisma hacía que sus víctimas bajaran la guardia.

Nosotros como jóvenes nos asombramos de como en la actualidad, en Estados Unidos podemos encontrar jóvenes menores de edad que asesinan a sus compañeros en el colegio, resultando una alta estadística de tristes masacres. Esta situación se repite constantemente en dicho país.

En este análisis no nos podemos olvidar de Hitler, un gran genocida que mató y devastó grandes  territorios de varios países que no estaban acorde a su perspectiva política y una absurda ideología racista de extrema derecha. Otros genocidas: Joseph Stalin, Mao Tse Tung, Sadan Husein, Gadafi, Maduro entre otros tiranos.

Los dictadores son una especie sin extinción si se contempla el mapa de clase político  en el curso del siglo XXI, tuvieron algunas cúspides siniestras, perduraron a veces durante décadas en el poder, provocaron guerras y masacres, ejercitaron el totalitarismo y el absolutismo (que no son la misma cosa) y dejaron un rastro inconfundible a su paso, como el que dejan las fieras para que pueda olfatearse su proximidad. Más que en cualquier otra época de la historia reciente, este siglo ha sido asaltado por el mesianismo, las fobias, el enardecimiento y sobre todo por el terrible paternalismo que los dictadores enarbolaron a costa de los países y sus pueblos. Nada quedó igual después de esas largas visitas de los depredadores. Estos dictadores también tienen personalidades psicópatas.

¿Tratamiento?

Según el Dr. Juan Moisés de la Serna, Doctor en Psicología, en Webconsulta señala:

“Al tratarse de un trastorno de personalidad, es decir, que afecta en cómo pensamos, sentimos y actuamos, debemos de tener claro que el tratamiento de la psicopatía va a ser complejo, ya que se ha de intervenir en todos los ámbitos de la persona para conseguir corregir dicho comportamiento, aunque la mayor dificultad es que el psicópata quiera cambiar, sobre todo cuando sus actos le reportan una satisfacción personal inmediata, y carece de suficiente empatía para sentir culpabilidad por su comportamiento.

Uno de sus rasgos característicos es que suele conocer bien cómo manipular a los demás, y conseguir de estos lo que quiera, por ello el psicópata requiere de entrenamiento en el ámbito afectivo, en donde aprenda a ponerse en la situación del otro, para que entienda lo que siente, desarrollando así habilidades emocionales y de empatía; igualmente se les entrena para establecer y mantener relaciones sociales sanas y duraderas.

Este entrenamiento consiste en que la persona realice diversos ejercicios de role-play, donde va adoptando distintos papeles sociales, para que vaya teniendo experiencias positivas sobre otras formas de relacionarse, lo que le ayudará en un futuro a tener más opciones para conseguir un comportamiento adaptado a los estándares sociales. Igualmente las técnicas de relajación y visualización positiva les ayudan a controlar la tensión interna que les guía hacia la búsqueda de la satisfacción de sus impulsos más inmediatos.

Con respecto a la conducta inadecuada, lo más difícil es que dejen de vulnerar las leyes, ya que los psicópatas son plenamente conscientes de cuándo transgreden las normas sociales, y a pesar de ello lo hacen, tratando eso sí, de que no les cojan, dando la mayor apariencia de normalidad para disimular el delito; es por ello que es tan difícil detectarlo, y los beneficios que le proporciona hacen que sea casi imposible cambiarle.

A nivel farmacológico, a pesar de los intentos por descubrir un tratamiento adecuado para la psicopatía, no existe un medicamento específico para ello, ya que no padece delirios, alucinaciones, ni estados de ansiedad o agresividad que lo motiven; por lo que no se pueden combatir síntomas, siendo la privación de libertad la forma en que la sociedad ha resuelto este problema social en los casos más graves; es decir, al sacar al psicópata de las calles, evita que haga daño a nadie más, aunque la realidad nos dice que casi nunca se produce su reinserción.

Una de las mayores dificultades para conseguir alcanzar unas metas satisfactorias en este tratamiento es la falta de implicación de la persona psicópata, ya que se trata de un comportamiento voluntario y consciente, y que le suele reportar beneficios, ya sea de autocomplaciencia o sociales, por lo que difícilmente querrá cambiar, y seguir el tratamiento para la psicopatía; siendo éste más eficaz si se empieza a edades tempranas.”

En  estos tiempos la psicopatía tiene tratamientos, pero también en algunos países como el Perú es muy costoso, lo cual hace que el tratamiento para esta enfermedad no es de carácter inclusivo, además se cree que las personas con este padecimiento no tienen una cura definida, pues ya están acostumbrados a la visión que tienen del mundo y de la sociedad. Otra dificultad que se tiene al momento de intentar tratarlo es que Minsa solo invierte S/18 por peruano en salud mental, por lo que los recursos que se tienen son muy limitados.

Además, al afectar la forma de actuar y pensar de la persona, la psicopatía es muy difícil de tratar, pues se debe centrar la atención a todos los ámbitos de la persona afectada para cambiar su comportamiento. Y claro está que es mucho más difícil hacerlo que decirlo, pues los psicópatas suelen recibir un placer y satisfacción personal por hacer lo que hacen. Como ya se explicó, no sienten empatía y suelen manipular a los demás, etc., para esto se debe entrenar la parte afectiva del afectado, esto se logra con juegos de roles donde se intenta que se ponga en la piel de los demás, y así entendiendo cómo se sienten las personas por sus actos. Además, les ayuda a entrenar para establecer relaciones sociales.

Pasando por las medicinas que podrían consumir, en realidad no existe un medicamento específico que pueda ayudarlos. Lo más cercano serían los fármacos que los hacen entrar en un estado de hipnosis, sin poder hablar ni moverse. Otra “solución” que se tiene es la excluirlos de la sociedad, en centros especializados para retenerlos. Pero claro, esto evita el problema, no lo arregla.

Debemos tomar en cuenta también que en ocasiones el implicado o implicada no quiere cambiar, no quiere un tratamiento ni alejarse de sus problemas, pues a sus ojos está bien. Así que se negará a los intentos por ayudarlo. Sin embargo, se ha demostrado que los tratamientos suelen ser más efectivos mientras menor sea la edad.

Por ello podemos decir que el mejor momento para comenzar a preocuparnos por la psicopatía es la infancia y adolescencia. Se debe identificar las señales de alerta y cómo tratar con ellas.

Si de pequeño sabe engañar o manipular a las personas, y además de jacta de ello, se debe hablar adecuadamente, explicando por qué está mal lo que ha hecho.

Si hace algún tipo de daño -físico, psicológico- a otros (animales, personas, objetos) y no siente algún remordimiento, o incluso le causa gracia, se le debe enseñar a disculparse por lo que hace y enseñarle el correcto comportar.

Y no solo se debe enseñar con palabras o con ejemplos, sino con la conducta que uno mismo tiene con los demás. ¿De qué le vale a un niño que un adulto le diga que no mienta si luego le observa haciendo lo mismo por lo cual le recriminó hace rato?

Para concluir, lo que se busca es la prevención de algo que en un futuro no podría tener solución, así como también podría causar muchos daños no solo a su entorno, además a las personas ajenos a este. Esperamos que se esta información te sea de ayuda.

Nunca olvides una frase de Garrido Genovés “La ausencia de empatía que sufre el psicópata le impide sentir placer mediante la observación de la felicidad en los demás. El placer de los otros sólo le provoca envidia y codicia.” Personas así abundan en la sociedad.

Vídeo super recomendado: Psicopatía y el Guasón. Elaborado por Moisés Flores y Marco Huatuco. Fuente: Revista Si crees, Innov@s.

49 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Este artículo tiene como fin dar a conocer un poco más acerca de la psicopatía o personalidad psicopática siendo un trastorno antisocial de la personalidad,caracterizada por una alteración del carácter o de la conducta social y no comporta ninguna anormalidad intelectual. Los enfermos de psicopatía son aquellos que pueden cometer actos delictivos muy graves sin mostrar ningún tipo de sentimiento de culpa.

  2. Muy buen articulo, el cual nos fomenta a darnos cuenta con que gente estamos tratando, tal vez las personas no muestran todas sus capaz y falta por escarbar en la interaccion con otros agentes los cuales facilitan su comunicacion, esto fomenta a un desorden de psicopatia.

  3. En mi opinión considero muy asombrosa las distintas afecciones mentales que podemos llegar a tener, psicopatía, psicopatía, entre otras, y es que las personas que las padecen no pueden pensar remotamente cómo alguien “normalmente promedio”. Carecemos de empatia y de inteligencia emocional, no comprendemos a nuestros semejantes, es más ni siquiera lo intentamos, porque puedes con entenderlo, pero al menos deberías respetarlo, todos tenemos una opinión, somos libres. Toqué este pequeño tema debido a que, siempre vemos a la gente maltratandolo todo, cosas inertes, plantas, animales, y propios humanos.

  4. Impresionante tema, la psicopatía conocida por ser un transtorno mental, emocional y conductual de un persona, son personas malipuladores y fríos. En la actualidad se a visto una alta cantidad de jóvenes que son excluidos por la sociedad, es lo que ocasiona que la salud mental de la persona de un cambio repetido y haga las cosas sin pensarlas.

  5. Gran articulo que nos ayuda a identificar el problema que aqueja mucho a todo el mundo que son los trastornarnos mentales, por ello que existen diferentes delitos a lo largo del tiempo por ende considero que el gobierno debe enfocarse en la ayuda alas familias que cuentan con un integrante con este problema, para así brindarle una mejor calidad de vida a esa persona y a quienes los redean .

  6. la psicopatía es un trastorno mental que abarca definitivamente todo su ser desde la parte mental, emocional y conductual, dentro de las características más notorias son la manipulación, la frialdad y nada de remordimientos al cometer sus actos delictivos, son personas insensibles al dolor del otro. Mientras más jóvenes sean tienen una mayor posibilidad de ser tratados, aunque social mente son excluidos por su alta peligrosidad. Hay que tener los ojos bien abiertos cuando tenemos uno al frente. Pues lamentablemente en nuestro país no se invierte en salud mental, que debería hacerse ya sea con asesoría o medicación a estas personas. Nuestra responsabilidad es cuidarnos y no dejarse manipular, ni creer lo que se ve, sino más bien comprender con cabeza fría el peligro.

  7. Considero que un niño puede nacer con ese trastorno. Sin embargo, también creo que la misma sociedad puede colaborar a que un niño aparentemente normal se convierta en un psicópata en potencia, y es que esto depende del ambiente en que este nasca y se desarrolle, depende de a cuanta violencia, amor, soledad, educación o valores esté expuesto. Nuestra sociedad, y el ser humano como tal es un ser corrupto y enfermo, y en vez de mejorar conforme aprendemos nuevas cosas, estamos en decadencia, atacandonos, matandonos, juzgandonos y condenandonos lentamente a la putrefacción eterna.
    Siempre he considerado muy asombroso e intrigante las distintas afecciones mentales que podemos llegar a tener, psicopatía, psicopatía, entre otras, y es que las personas que las padecen no pueden pensar remotamente cómo alguien “normalmente promedio”. Carecemos de empatia y de inteligencia emocional, no comprendemos a nuestros semejantes, es más ni siquiera lo intentamos, porque puedes con entenderlo, pero al menos deberías respetarlo, todos tenemos una opinión, somos libres. Toqué este pequeño tema debido a que, siempre vemos a la gente maltratandolo todo, cosas inertes, plantas, animales, y propios humanos. Es como si la sociedad anhelara constantemente producir este tipo de personas técnicamente “falladas”, para luego poder quejarse de ello, cuando empecemos a cambiar indivual y colectivamente, quizá podamos disminuir esta taza de malestares en nuestros semejantes.

  8. Todo tiene un porque, nadie nace con problemas mentales, es cuestión de una base educativa y de formación, un psicópata a mi parecer es una persona que se rindió mentalmente ante los problemas sociales que lo dominaron debido a que en el transcurso de su vida hubo entrelineas que iban en su contra. Estamos en una sociedad que enferma por las costumbres inadecuadas y afectivas de las personas sujetas a la ignorancia, nada reflexivas ni empáticas, que siguen viviendo de estereotipos y no profundizan ante diversas situaciones, eso es lo que enferma, pero si sabes dominar tu mentalidad y llegas a desarrollarla con madurez, sabrás sobresalir de cualquier problema que a veces se presentan sin que lo busques porque todo es tan simple si así lo decides tú, todo depende de uno mismo.

  9. Estudios afirman que pueden nacer, por ello se han visto noticias en donde niños de apenas 6 o 7 años tienden a la agresividad extrema simplemente no cuentan con los recursos para recibir asistencia psicológica, pues caen en lo peor. En el Perú, según estadísticas existen una baja educación mental y pocos especialistas que ayuden a ellos, es hora de tomar conciencia. No existe un comportamiento único definido en una persona a partir del cual se pueda distinguir de forma inequívoca a un psicópata de una persona normal.

  10. Lamentablemente vivimos en una sociedad enferma , es claro que hemos vistos todo tipo de violencia , pero esto no solo sino que debemos darnos cuenta de que la sociedad esta formando psicópatas y esto se observa porque los niños observa la violencia de todo tipo , los valores se han perdido y los antivalores son el pan de cada día ; el psicópata es un enfermo el cual disfrutas y no siente culpa de lastimar en cualquier ámbito a la persona , la empatia, es clave para toda sociedad este ser humano no tiene esto.

  11. La característica principal del psicópata es que no muestro remordimiento alguno luego de cometer su acto delictivo, por el contrario muestra satisfacción, placer y lo toma como algo de lo cual se siente orgulloso.
    En nuestro país se han visto diferentes casos y esto ha sucedido en diferentes estratos sociales.
    Muchas veces se genera este trastorno debido a una mala etapa de la persona en el inicio de su infancia.
    Sería bueno que las instituciones puedan contar con centro de psicología para poder brindar apoyo a los jóvenes y orientarlos.

  12. Gran artículo. Nos muestra que como sociedad hacemos daño y muchas veces no nos damos cuenta.
    Existe una gran cantidad de psicópatas, y por otro lado nuestro gobierno no invierte más en salud mental.
    El video nos muestra la versión, la incomprensión y la falta de empatía que existe detrás de un psicópata.

  13. Un artículo muy interesante, y muy cierto que nos revela como gran parte de la sociedad cuenta con este trastorno psicopata, el cual lo vivimos dia a día con los asesinatos, violaciones, etc. Las cuales muchas veces las personas con este transtornos, como dice el artículo no tiene remordimiento alguno de sus actos, siendo un problema que la sociedad y el gobierno deben afrontar.

  14. Excelente artículo que nos ayuda a identificar a personas con una seria enfermedad mental. Sin duda en muchos casos pasar por experiencias traumáticas impulsa a una persona a cambiar su destino. Se llega a pensar si un psicópata nace o se hace. Estudios afirman que pueden nacer, por ello se han visto noticias en donde niños de apenas 4 o 5 años tienden a la agresividad extrema, llegan a lastimar a los animales, a torturarlos y luego matarlos, entonces en base a ello podríamos decir que ellos nacieron con esa personalidad que por suerte hoy en día puede ser controlada. Pero que sucede con aquellas personas que no identifican a tiempo ese pesar, o que simplemente no cuentan con los recursos para recibir asistencia psicológica, pues caen en lo peor, muchos se convierten en asesinos, en dictadores. Como indica el artículo, lo que debemos de hacer es educar con el ejemplo a nuestros niños, poner los límites entre lo bueno y lo malo desde muy pequeños. Es lo que podemos hacer por nuestra sociedad.

  15. Un peligro que definitivamente alerta a nuestro país. Entre nosotros habitan muchos quienes son capaces de matar y no sentir alguna pena de hacerlo. Reconocerlos es muy complicado ya que tienden a esconderse tras una personalidad falsa.

  16. Articulo interesante y de interés social, presenta una oportunidad de prevencion de crimenesy talvez de ayuda para estas personas, para que puedan adaptarse a la sociedad.
    Aunque este articulo no es la unica referencia, ya que se ha visto en peliculas y series de invetigacion una ayuda para la identificacion y el motivo de sus estallidos de ira.

  17. Es un problema en el cual no tiene un patrón definido. No se sabe la causa exacta pueden ser distintos los factores que lo afecten. Lo que si es cierto es que para prevenirlo o tratarlo a tiempo se debe hacer algo al respecto en la etapa de la adolescencia o niñez. Es muy importante la salud mental de todos, aunque no se toma la atención debida. Se debe hacer campañas en las cuales las personas puedan verse gratuitamente sobre todo para las personas de bajos recursos.

  18. Tristemente en el Perú, no le toman con la mayor importancia que se debe tomar, y es un tema serio y preocupante ya que la tasa de sicopatas aumentan y lamentablemente no hay un presupuesto debido para tratar este tipo de enfermedad y carecen los especialistas en tratar este tema

  19. Me parece un artículo interesante que nos muestra una clara realidad presente. Es bien claro que convivimos con toda clase de persona y estar atentos a aquellos signos de alerta que nos presenta este artículo.

  20. Es una enfermedad muy Inusual que no podemos detectar fácilmente los psicópatas tienen una influencia o un cambio que determina que actúan así porque ellos se forman con esa mentalidad al ser influenciados desde pequeños o también al sufrir un suceso traumatico. Como menciona el articulo es una enfermedad social y tienen de alguna manera una mala comunicación con las personas y evitan formar vínculos. En la actualidad algunas personas padecen de esta enfermedad cometiendo crímenes aun siendo conscientes de sus actos y algunas veces en nuestro sistema penal no hay un procedimiento para atender estos casos simplemente es resuelto con la privación de la libertad de unos cuantos años y después dejarlos libres lo cual no resuelve nada porque seguirá cometiendo crímenes sin importar lo que otros puedan decir.

  21. Un buen articulo que nos muestra la triste realidad que vive nuestra sociedad, que no sabe manejar o distinguir a estas personas para poder ayudarlas. Debemos reflexionar para ser una sociedad que busque prevención, para que los números de victimas no aumenten y se pueda ayudar a estas personas. En el Perú, según estadísticas existen una baja educación mental y pocos especialistas que ayuden a ellos, es hora de tomar conciencia.

  22. ¡¡¡¡¡¡¡excelente articulo bryan y moisés!!!!!!!!!
    Como podemos leer, La enfermedad psicológica del psicópata que agrava y que está cotidianamente en nuestra sociedad, con una gran tasa de personas que sufren a causa de la misma esto desde el comienzo del articulo me quede impresionada porque tiene mucho de cierto que aveces no sabemos quienes son nuestros amigos, nuestros profesores, hasta nuestra propia familia,en si los que nos rodean.Muy importante articulo como nos habla de como es el comportamiento de estos,hasta un tratamiento.

  23. La psicopatía es una enfermedad mental que puede pasar desapercibida al igual que la sociopatia en la vida cotidiana, pues el psicópata lleva una vida normal y controlada con medicamentos explotando cuando es preso un trauma o de un estrés que no puede manejaron es ahí donde ocurre el colapso mental que lo lleva a perder el control y la responsabilidad de los valores sociales sabe que esta bien o mal pero no le gustan asumirlo, por lo tanto el psicópata es una amenaza a la sociedad.

  24. Lamentablemente la salud mental es un problema que no se toma con seriedad. Muchas personas que padecen la psicopatía son muy difíciles de curarlos. No hay una cura en sí, si no un tratamiento que depende mucho del paciente para lograr resultados positivos.

  25. Es importante aclarar que, a diferencia de otros trastornos y características psicológicas, no existe un comportamiento único definido en una persona a partir del cual se pueda distinguir de forma inequívoca a un psicópata de una persona normal. Pese a que en sentido legal la existencia de una referencia exacta con la que decir si una persona es psicópata o no puede ser útil o necesaria, no hay evidencia científica para decir quién es psicópata y quién no. En otras palabras, un psicópata está mejor definido como una persona que es «más o menos psicopática»

  26. Muy interesante saber sobre psicopatía. El consejo del artículo hay que tenerlo siempre presente para apoyar familias divididas y que no se adaptan bien en la sociedad. Familias disfuncionales donde los niños se deforman por carencia y ausencia de los padres.

  27. Sorprendente artículo, que nos permite saber sobre nosotros mismos en algunas características personales. Me encanto el vídeo. Muy bueno.un artículo que bien vale un Perú.

  28. Brillante artículo y extraordinario vídeo. Nos permite saber sobre psicología humana, lo que todo administrador debe saber.

  29. Un artículo muy bueno. Nos permite tener cultura de prevención para educar a nuestros hijos.los valores empiezan en casa. Lo que el artículo fomenta es busca es la prevención de algo que en un futuro no podría tener solución, así como también podría causar muchos daños no solo a su entorno, además a las personas ajenos a este

  30. Horribles casos de psicopatías. EL claro ejemplo es el secuestrador, violador y asesino en serie de mujeres estadounidenses Ted Bundy, sentenciado y ejecutado en la silla eléctrica en 1989. Se caracterizan también por la falta de sentimientos de culpa y de empatía, además de pensar solo en sí mismos, dejarse llevar por sus emociones y querer manipular y controlar situaciones y personas, ególatras y compulsivos. Maníacos depresivos, fríos y calculadores perversos con pobreza emocional -sienten menos emociones negativas, en especial el miedo-, son más propensos al aburrimiento, con un estilo de vida parasitario, entre otras características que no en todos los casos podrían estar presentes. Tienen trastornos de personalidad múltiple. Existen casos especiales de violencia extrema, donde se vuelven sádicos, necrófilos, carente de sentimiento de culpa y con la necesidad de hacer daño a otros para obtener placer sexual.

  31. Lamentable realidad. Saber que no se pueden combatir síntomas, siendo la privación de libertad la forma en que la sociedad ha resuelto este problema social en los casos más graves; es decir, al sacar al psicópata de las calles, evita que haga daño a nadie más, aunque la realidad nos dice que casi nunca se produce su reinserción.
    un artículo para difundir.

  32. Hay que tener mucho cuidado con las penosas que nos rodean y no darle amistad a cualquiera, hay que estar alertas. hay mucha gente con este trastorno de personalidad, es decir, que afecta en cómo pensamos, sentimos y actuamos, debemos de tener claro que el tratamiento de la psicopatía va a ser complejo, ya que se ha de intervenir en todos los ámbitos de la persona para conseguir corregir dicho comportamiento, aunque la mayor dificultad es que el psicópata quiera cambiar, sobre todo cuando sus actos le reportan una satisfacción personal inmediata, y carece de suficiente empatía para sentir culpabilidad por su comportamiento.
    Excelente artículo.

  33. Excelente artículo y un vídeo sobresaliente. gracias por compartir un momento de felicidad como mi Alma Mater Federico Villarreal.

  34. Coincido plenamente con que la psicopatía o personalidad psicopática es un trastorno antisocial de la personalidad. Se caracteriza por una alteración del carácter o de la conducta social y no comporta ninguna anormalidad intelectual. Los enfermos de psicopatía (psicópatas) son personas que pueden cometer actos delictivos muy graves sin mostrar ningún tipo de sentimiento de culpa.
    Estos casos tratados por Innov@s hacen un excelente aporte a la sociedad, especialmente viniendo de jóvenes escritores. Felicitaciones.

  35. Como afirma E. Kraepelin (1903), quien propuso el término “personalidad psicópata”, para referirse “Personalidades pobremente dotadas por influencias hereditarias, dañadas en sus procesos germinativos y otras influencias físicas tempranas en el desarrollo; cuya condición era parte de un proceso irreversible”. Estos casos acarrean graves delitos en la sociedad y abundan en los casos legales. Un excelente artículo.

  36. El consejo directivo de la revista Si crees, Innov@s felicita a los jévenes emprendedores Moisés Enrique Flores Zúñiga y Marcos Huatuco Bryan, analistas juniors corporativos de Negocios Internacionales de Innov@s de la UNFV por este extraordinario artículo y sobre todo la elaboración del vídeo sobre la psicopatía como una creación innovadora en favor de la comunidad de emprendedores multidisciplinarios del Perú. Dos talentos que merecen un gran reconocimiento.