Marie Kondo: qué hay detrás del éxito de la gurú japonesa del orden… ¿te puede llevar su método a la felicidad?

  • Redacción
  • BBC News Mundo
Marie Kondo

FUENTE DE LA IMAGEN,GETTY IMAGES. La japonesa Marie Kondo, de 34 años, se ha convertido en un fenómeno con sus consejos sobre el orden.

Si tus redes sociales se están llenando de imágenes de cajones con la ropa perfectamente ordenada por colores o muebles de cocina impecablemente organizados, no te asustes.

Es parte del efecto Konmari, el método de organización popularizado por la japonesa Marie Kondo, una consultora de 34 años que defiende que el orden alegra y puede cambiarte la vida.

  • El fenómeno Marie Kondo: ¿realmente tener la casa ordenada puede mejorar tu salud mental?

Con su libro de 2011 The Life-Changing Magic of Tidying Up (“La magia del orden”), lanzado internacionalmente en 2014, Kondo empezó a destacar como una figura de la lucha contra el desorden y, sobre todo, contra los espacios abarrotados.

El salto a Netflix, que el pasado 1 de enero estrenó la serie Tidying Up with Marie Kondo (“Poniendo orden con Marie Kondo”), terminó por convertirla en un fenómeno viral.

Cajones con ropa

FUENTE DE LA IMAGEN,TWITTER. Usuarios de redes sociales están compartiendo imágenes del antes y el después de aplicar el método KonMari.

El método Konmari

El sistema que recomienda Marie Kondo para ordenar la casa sigue esta premisa: tienes que tomar cada objeto y preguntarte cómo te hace sentir.

Si te da alegría, quédatelo; si no, deshazte de él. Si dudas, mételo en una caja.

En lugar de ir poniendo orden por habitaciones, Kondo divide el proceso en categorías:

  • Ropa.
  • Libros.
  • Papeles o documentos.
  • Komono: incluye la cocina, el baño, el garaje y un apartado para misceláneos.
  • Objetos con valor sentimental.

Por lo que se ve en redes sociales, el mensaje se está extendiendo rápidamente.

Marie Kondo aconsejando a una mujer sobre cómo doblar la ropa

FUENTE DE LA IMAGEN,GETTY IMAGES. En el programa “Poniendo orden con Marie Kondo”, la consultora japonesa ayuda a personas que lidian con el desorden y aconseja cómo doblar la ropa.

Desde el lanzamiento del programa en Netflix, Instagram, Facebook y Twitter se han llenado de fotos de gente que intenta seguir el método.

Las publicaciones con la etiqueta #mariekondo se cuentan por los cientos de miles.

No es sorprendente, le dijo al diario Los Angeles Times Katie Kilroy-Marac, profesora de Antropología en la Universidad de Toronto (Canadá).

“Estamos en la edad de oro del consumo en EE.UU.”, apuntó. “Como colectivo hemos llegado a un límite, literalmente nos estamos ahogando en nuestras cosas“.

En cada uno de los 8 episodios que forman la primera temporada de la serie, Kondo visita una casa donde sus habitantes están desbordados por el desorden y la acumulación de trastos.

Al estilo de otros programas como The Nanny o Dog Whisperer, al final del episodio la casa está mucho más ordenada… y la familia, mucho más feliz.

¿Realmente el orden te hace más feliz?

“El método Kondo cambia la vida de la gente, va más allá de que la casa esté bonita”, le dijo a la BBC Aline Lau, consultora y representante europea de Marie Kondo.

“Has valorado cada pertenencia que tienes y cada una de las que te quedas te hace feliz, todo tiene un propósito. Una vez que has hecho ese proceso, te das cuenta de lo que valoras. Le asignas un lugar.

“A la gente eso le da mucha fuerza, el ser consciente de que cada cosa tiene su sitio. Te da confianza. Te ayuda a tomar decisiones sobre muchas cosas de tu vida, tu trabajo, tu hogar, tus relaciones… La casa impacta tu vida”, sostuvo.

Saltar contenido de Instagram, 1

Fin del contenido de Instagram, 1

Si no se cae cuando retiras la mano, ¡superó la prueba del doblado!“, escribió Kondo entusiasmada.

Para Darby Saxbe, profesor de Psicología en la Universidad del Sur de California, la cuestión está en el estrés que nos genera el desorden.

“Tradicionalmente percibimos el hogar como un lugar de respiro, un refugio del estrés del mundo exterior”, señaló Saxbe a Los Angeles Times.

“Pero la casa puede terminar por ser la fuente del estrés crónico“.

“Estamos desbordados por los proyectos y las responsabilidades. Trabajas todo el día y cuando llegas a casa y te la encuentras hecha un desastre, es una carga más que limita la capacidad de tu cuerpo para recuperarse del estrés de la jornada laboral”.

Aggie MacKenzie, todo un símbolo de la limpieza de casas en Reino Unido por su programa “¿Cómo está de limpia su casa?”, cree que hay cierta relación entre el desorden y la depresión.

“Ocurre como con la disyuntiva del huevo o la gallina. No sé si la persona tiene problemas de depresión y por eso tiene ese desorden, o si el desorden le hace deprimirse. Imagino que es un poco de las dos cosas”, le dijo MacKenzie a la BBC.

Marie Kondo

FUENTE DE LA IMAGEN,GETTY IMAGES. Marie Kondo sugiere encontrar un sitio para cada objeto. En el caso de la ropa, recomienda doblar las prendas de forma que sean siempre fáciles de identificar.

“Algunas personas sienten un vacío dentro y tienen la necesidad de llenarlo con objetos”, añadió.

¿No es de maniáticos?

No todo el mundo se ha subido al tren de Marie Kondo.

Habrá más de una persona que, al ver las fotografías que están compartiendo los fanáticos de su método, se acuerde de la película “Durmiendo con su enemigo”, aquella en la que el personaje que interpreta Julia Roberts (spoiler alert) sabe que su malvado esposo la ha localizado al ver lo colocados que están los trapos y las latas de conserva en la cocina.

Sin pensar en aspectos perversos, al propio Albert Einstein se le atribuye una frase en la que elogia el desorden como indicativo de creatividad.

Y no faltan las críticas por el consejo de Kondo de tener solo 30 libros en casa o las burlas por cómo le da las gracias a las cosas antes de deshacerse de ellas.

Saltar contenido de Twitter, 1

Fin del contenido de Twitter, 1

raya
Saltar contenido de Twitter, 2

Fin del contenido de Twitter, 2

En la cultura actual de consumo, llama la atención la fuerza con la que parece irrumpir la cultura del minimalismo, el desprendimiento y los ambientes despejados.

Por un lado se nos anima a comprar cosas y compartimos fotografías de nuestras adquisiciones. Del otro lado, parece que nos encanta deshacernos de ellas.

Es un singular ciclo de consumo y desprendimiento y lo curioso es ver cómo celebramos las dos cosas en redes sociales.

6 CONSEJOS de Marie Kondo para tener Tu CASA FELIZ! (COCINA, baño y MÁS) 🍂 Minimalismo en el HOGAR

 

El fenómeno Marie Kondo: ¿realmente tener la casa ordenada puede mejorar tu salud mental?

  • By Flora Drury
  • BBC News
Marie Kondo.

FUENTE DE LA IMAGEN,MARK SAGLIOCCO / GETTY IMAGES. La japonesa Marie Kondo, de 34 años, se ha convertido en un fenómeno con su método para ordenar, llamado KonMari.

Si aún no has oído hablar de Marie Kondo, no tardarás en hacerlo.

Gracias a su nuevo programa en Netflix, la gurú japonesa del orden se convirtió en la ‘it girl’ de enero. Con un poco de suerte puede que ya conozcas a alguien que aplique su método, llamado “KonMari”, que promete no solo una casa ordenada sino también más tranquilidad mental.

“Cuando ordenas tu casa, también ordenas tus asuntos y tu pasado”, explica Kondo en su libro ‘La magia del orden’, publicado en 2014. “Por lo tanto, puedes ver claramente lo que necesitas y lo que no, y lo que debes y no debes hacer”.

Pero, ¿es realmente tan simple como preguntarte si lo que tienes “desprende alegría” y tirar todo lo que no cumpla con este requisito?

Acumula relaciones, no reliquias

La radióloga Jerrie Sharp y su pareja decidieron deshacerse de aproximadamente un tercio de las pertenencias que tenían en su casa de Londres después de ver ‘El método de Marie Kondo’.

Las consecuencias que esa decisión tuvo para su salud mental son visibles, asegura Jerrie.

“Mi compañero es bipolar, y le supuso una gran diferencia tener la oficina ordenada”, añade. “Antes ahí tenía muchísimas cosas”.

“Y yo me he vuelto más productiva por el simple hecho de no tener distracciones. Los libros que quedan en los estantes son los que me encantan. Ya no me quedo mirándolos pensando: ‘Ese no lo he leído'”.

Marie Kondo.

FUENTE DE LA IMAGEN,NETFLIX. Marie Kondo dando consejos en su nuevo programa de televisión.

Abigail Evans, que recientemente comenzó a seguir el método KonMari, concuerda en que los efectos positivos fueron instantáneos.

“No puedo descansar hasta saber que tengo la habitación ordenada”, reconoció la joven, de 26 años. Así, seguir los consejos de Kondo y aplicarlos poco a poco le funcionó.

“Siempre he sido el tipo de persona a quien le gusta el orden, y Kondo hace que parezca muy fácil“.

Joseph Ferrari, profesor de psicología de la facultad de Saint Vincent de Paul, en Chicago, explica que este tipo de respuesta es lógica. De hecho, sugiere que tal vez deberíamos ir más lejos de lo que recomienda Marie Kondo al ordenar la casa.

Un estudio de Ferrari de 2016, titulado ‘El lado oscuro del hogar’, reveló que cuanto más desordenadas son las personas, menor es su satisfacción vital y menor su productividad.

“El desorden no es bueno”, asegura Ferrari.

“Vivimos en una sociedad en la que nuestros deseos se convierten en necesidades”, añade. “Lo que tenemos que hacer es desprendernos de cosas. Yo a la gente le digo: no acumules reliquias, acumula relaciones”.

No solo Marie Kondo y el profesor Ferrari abogan por las virtudes de acabar con el desorden. Muchos otros expertos exaltan los beneficios del orden, ya sea en el hogar, en la oficina o incluso en la bandeja de entrada del correo electrónico.

Marie Kondo.

FUENTE DE LA IMAGEN,GETTY IMAGES. Las casas ordenadas de Marie Kondo tampoco son inmunes a las críticas, sobre todo por haber agregado otra capa de estrés a unas vidas ya estresantes.

Fijémonos, por ejemplo, en “Inbox Zero”. Se trata de un sistema de administración de correo electrónico con el que, en teoría, llegas a la noche sin correos electrónicos en la bandeja de entrada principal, después de haber clasificado, eliminado y reenviado todos los mensajes recibidos durante el día.

Puede parecer un sueño inalcanzable para los que tienen miles de correos electrónicos no leídos, pero las personas que logran llegar a este nirvana de la bandeja de entrada aseguran que vale la pena, y no solo por los efectos positivos que tiene para su salud mental.

“La mayor parte de mi estrés se debe a que temo haber olvidado cosas, o a no poder estar pendiente de todo, por lo que esto me ayuda a relajarme”, explica uno de mis colegas.

Pero la moda actual de una vida sin desorden no acaba cuando tiras el último objeto sin alegría.

Las cuentas de las redes sociales que defienden el placer de la limpieza también se están propagando por Internet.

No se puede subestimar el interés por estas cuentas. Y si no, fijémonos en Sophie Hinchliffe, más conocida como Sra. Hinch, y sus impresionantes 1,6 millones de seguidores en Instagram, por no mencionar su contrato editorial con Penguin. Y todo gracias a sus consejos de limpieza.

Su casa, para ser justos, es absolutamente impecable.

Pero si bien muchas personas se inspiran en su intachable hogar y en su meticuloso concepto de limpieza, para otros no resulta tan agradable.

“Su inmaculada casa hizo que me sintiese deprimida en la mía, así que dejé de seguirla”, admitió una madre en la web Mumsnet.

Las casas ordenadas de Marie Kondo tampoco son inmunes a las críticas, sobre todo por haber agregado otra capa de estrés a unas vidas ya de por sí estresantes.

“Los medios de comunicación que nos rodean, tanto los generales como las redes sociales, nos dicen que nuestros espacios personales deben optimizarse tanto como nosotros mismos y nuestra carrera profesional”, explicó Anne Helen Petersen en Buzzfeed.

“La consecuencia de esto no es solo la fatiga, sino también que el agotamiento que nos sigue a todas partes”, añadió.

  • Los problemas de mostrarnos perfectos en las redes sociales

¿Pero podría ser peor? Después de todo, todos los excesos son malos.

“¿Tenemos que dar por hecho que la eliminación del desorden es algo bueno porque es lo opuesto a la acumulación?”, se preguntaba la psicóloga Vivien Diller, de Nueva York, en The Atlantic en 2015, en un artículo sobre los pacientes que sentían una necesidad compulsiva de ordenar.

“Cuando se trata de alguien que no puede tolerar el desorden o no puede quedarse quieto sin limpiar o tirar cosas, estamos hablando de un síntoma“, aseguró.

Entonces, ¿dónde deja todo esto a los que realmente no les molesta tanto un poco de desorden y que a la vez nunca se plantearían si sus calcetines les dan alegría?

Por suerte, tienen su propio gurú (o algo parecido). Se trata de Tim Harford, columnista, presentador de radio y autor de ‘El poder del desorden’.

Benjamin Franklin pintado por David Martin.

FUENTE DE LA IMAGEN,GETTY IMAGES. Benjamin Franklin es un ejemplo de que las personas exitosas pueden tener el escritorio desordenado.

Pero, antes que nada, una confesión.

“Apliqué el método de Marie Kondo con mi ropa, y funciona”, afirma Harford.

Sin embargo, asegura que un escritorio desordenado no es el fin del mundo, y que la idea de que todo puede ponerse automáticamente en el lugar adecuado desde el principio no siempre es cierto.

“Cuando estás haciendo algo creativo, cuando estás haciendo cosas, se crea desorden“, dijo a la BBC. “Tratar de ordenar las cosas demasiado pronto o con demasiada frecuencia te llevará a sentirte mal”.

Y para los que se sienten mal por su incapacidad de acabar con el desorden, vivir en casas inmaculadas o tener los correos de la bandeja de entrada a cero, siempre les queda el ejemplo del padre fundador de los Estados Unidos Benjamin Franklin.

“Franklin tenía una especie de diario de virtudes donde apuntaba todas las formas en que iba a convertirse en una mejor persona”, explica Harford.

“Haciendo balance al final de su vida, ese diario de virtudes realmente funcionó”.

“Pero aseguró que había una cosa que nunca podría hacer. Y era ser ordenado“.

Los 22 SECRETOS de MARIE KONDO para ORGANIZAR su CASA! 🌈 (MINIMALISMO, KONMARI y la Magia del Orden).

Minimalismo Simple

19 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Tener orden en nuestras casas puede representar el orden que llevamos en nuestras vidas. Había escuchado ya de este método el cual he podido comprobar que sí funciona, y tiene mucha vinculación con nuestra salud mental. Llevar orden en nuestros hogares nos reduce el estrés y la ansiedad y todo esto, por ende, nos hace sentir mejores.

  2. Al querer ser ordenado y queremos aprovechar mejor los espacios para guardar las cosas y usar muebles de manera funcional, y el hecho de pensar como vamos a ordenar nuestro espacio aumenta nuestra creatividad y pone a nuestra mente a trabajar. Además, cuanto más desordenados estén nuestros ambientes, menos poder de concentración tendremos y seremos menos productivos agregando el sentimiento de desagrado y también estrés al no saber donde están las cosas necesarias donde sale la frase ” Cuando lo necesito no lo encuentro”.

  3. Este método japonés de Marie Kondo más que te ayuda a ordenar tus cosas te trae felicidad y paz. Hace que una simple acción de ordenar tu casa sea placentero y divertido. También te ayuda a revalorar tus pertenencias y soltar las cosas que ya no te sirven y ya no te traen felicidad.

  4. Es cierto que el orden trae ventajas en nuestra vida diaria, personalmente tener todo organizado hace que me siente menos estresada, el método japones Kondo cambia la vida de las personas y al vivir en una sociedad en la que nuestros deseos se convierten en necesidades desprendernos de cosas y organizar los espacios nos será de gran ayuda de tal modo que podamos ordenar nuestras vidas, vivir felices y tener paz mental.

  5. “El método Kondo cambia la vida de la gente, va más allá de que la casa esté bonita”. “Has valorado cada pertenencia que tienes y cada una de las que te quedas te hace feliz, todo tiene un propósito. Una vez que has hecho ese proceso, te das cuenta de lo que valoras. Le asignas un lugar.
    “A la gente eso le da mucha fuerza, el ser consciente de que cada cosa tiene su sitio. Te da confianza. Te ayuda a tomar decisiones sobre muchas cosas de tu vida, tu trabajo, tu hogar, tus relaciones… La casa impacta tu vida”. Considero que esto es tambien es una forma de flosofía de vida.

  6. El método funciona asé: LAS PRENDAS EN VERTICAL
    Es uno de los aciertos del método KonMari: todo es más fácil de ver y el espacio se aprovecha mejor.
    ¿QUÉ USAS REALMENTE?
    Ordenar la ropa es el primer paso del método KonMari. Quédate solo la que usas, te queda bien y te hace feliz. Marie dice que debes coger los objetos uno a uno con las manos. Solo así podrás saber si los quieres o no. Piensa en si te hace feliz, en su uso… y si decides no quedártelo déjalo ir con gratitud (por los buenos momentos compartidos).
    LO DE OTRAS TEMPORADAS
    Según Marie Kondo, es lo primero que debes cribar porque no lo necesitas ahora. Sigue con la ropa de la temporada en curso y, después, con los complementos. Cuando la guardes, olvídate de la separación por temporadas, para Marie es mejor tener todo siempre a mano.
    NO GUARDES DE MÁS
    Quédate sólo con lo que realmente te encanta y no guardes la ropa que te da pena tirar para estar por casa o como pijama (la acumularás y seguirás sin ponértela). Cuando acabes de escoger la ropa, lo habitual es que te quedes con un tercio de toda la que tenías, según el método Konmari.
    MENOS ROPA COLGADA
    Cuelga solo la ropa que “necesita” ir colgada, como las camisas delicadas o las chaquetas. En el espacio en el que cuelgas 10 prendas puedes guardar dobladas entre 20 y 40 prendas. Agrúpalas por categoría y pon lo más largo y pesado a la izquierda y lo liviano a la derecha.
    ¿Y PARA LAS CAMISETAS?
    Dóblalas según el método para guardar en vertical. Pon las claras delante.
    APRENDE 
A DOBLAR
    Para que las prendas se “aguanten” en vertical debes hacer uno o dos pliegues más de los habituales. Sigue los tres pasos que te mostramos ahora en la galería de imágenes.
    HAY OTROS PASOS QUE TENEMOS QUE SEGUIR DISCIPLINADAMENTE.

  7. APRENDí A TIRAR Y A ORDENAR «DE VERDAD» CON EL MÉTODO KONMARI DE MARIE KONDO, UN BUEN SISTEMA PARA ORDENARME Y TENER MAYOR TRANQUILIDAD.
    Sí, ha dicho tirar (o dar o donar o reciclar) con el método Konmari. Porque para poner orden y organizar bien la casa primero hay que deshacerse de cosas, aunque a veces duela, pero esos nos cambia nuestro antiguos patrones dfe conducta y costumbre de guardar cosas inservibles. .

  8. La gurú Marie Kondo sostiene que el dan sha ri recupera el orden de las cosas, que repercute directamente en nuestra relación con ellas y en nuestra actitud para afrontar los problemas. Es el momento de ponerlo en práctica. Solo hay que sacar un hueco: mira tu agenda y repasa los planes que tienes para el fin de semana. No te pongas grandes metas, es preferible ir poco a poco para lograr resultados. Empieza por el orden de un armario, por ejemplo. ¿Qué te parece dedicarle una mañana este fin de semana al dan sha ri? Un gran consejo para la gestión hogareña y empresarial.

  9. El origen de las las palabras japonesas relacionadas al orden se dan, que significa rechazar las cosas innecesarias, sha o deshacerse de las cosas inútiles que uno posee y ri, detectar el deseo insano por las cosas innecesarias. La idea principal del método de orden dan sha ri es buscar la felicidad desde el interior, deshaciéndonos de las cosas que no necesitamos. Y esto se refiere a tirar aquello que guardamos por si acaso o sin saber siquiera que está ahí. Pero también implica esa parte mística y espiritual que tienen todas estas corrientes orientales: borrar sentimientos negativos o malos pensamientos de nuestra cabeza.
    Pero dejando a un lado los pensamientos negativos, está bien analizar las bases del sistema para aplicarlo a nuestra casa y conseguir que armarios, cajones y estanterías (estén en el salón, dormitorio, baño o cocina) sean un templo de organización y que nos resulte mucho más fácil localizar lo que necesitamos. Es lo que tienen las casas japonesas, que las imaginamos muy zen y ordenadas. El orden y la disciplina estan por encima de la inteligencia.

  10. Ei adiós al desorden de una vez por todas. Son muchos los métodos para ordenar que han aparecido en los últimos años (y los que nos quedarán por ver) con la fiebre que desató la famosa Marie Kondo y su sistema de organización y doblado en vertical en cajones y armarios. Ella fue la precursora para que a todo el mundo, de repente, pareciera interesarle los temas de orden en casa. Y es que muchos de ellos (por no decir la mayoría) prometen que esa organización es aplicable a la vida de cada uno, no solo a sus armarios, y que conllevan felicidad. Y si por ordenar un mueble conseguimos ser más felices, por qué no intentarlo, ¿verdad?
    El último método japonés en hacerse viral se llama dan sha ri y su creadora es la japonesa Hideko Yamashita y se basa en organizar los espacios para vivir solo con lo necesario. Por supuesto, también nos anima a ser ordenados para ser más felices o al menos estar de mejor humor: “al poner orden en los trastos de la casa, ponemos también orden en los trastos del corazón. Es una forma de recuperar y mantener el buen humor en nuestra vida”, palabras de Yamashita que se recogen en su libro Dan-sha-ri. Ordena tu vida: quédate solo con lo necesario ¡y encuentra la felicidad!