Ramón Zavala invirtió su fortuna en rechazar a los invasores. Fue el acto de un hombre de negocios con emprendimiento histórico y heroico.

Por: Luis Eduardo Núñez Centurión

“De todos modos tengo la seguridad de que si no triunfamos, que si los chilenos no reciben su castigo aquí, que si no hacemos de Arica un segundo Tarapacá, la defensa será de tal naturaleza que nadie en el país desdeñará en reconocer en nosotros sus compatriotas, y que los neutrales no dejarán de reconocernos como los defensores de la honra e integridad de nuestra patria. Arica no se rinde, ni las banderas se despliegan para abandonar la plaza, por el contrario, resistirá tenaz y vigorosamente, y cuando la naturaleza cede, obedeciendo a leyes físicas, los invasores pondrán su planta en un suelo que está cubierto de cadáveres y regado por sangre peruana. Sus defensores prefieren la muerte a la deshonra, la gloria, a una vida que les hubiera sido insoportable si no hubieran aprovechado del último resto de ella para escarmentar al enemigo, y levantar más alto el pabellón nacional”.

Que hermosa carta Ramón a ¿quién se la escribiste, a un familiar o tal vez un amigo? Está llena de un profundo sentimiento que me es imposible describir. Estás a pocos meses de cumplir veintisiete años, ¿qué haces aquí en Arica escribiendo esto desde un frio morro? El enemigo está muy cerca, algunos libros de historia dicen que el invasor presentará batalla con 6 mil hombres y otros documentos certifican que son 4 mil, no importa el número Ramón la diferencia es considerable, sabes que nuestro ejército a duras penas llega a los 2 mil solados, la suerte de esta plaza está decidida. Sé bien que no eres militar de carrera sino un próspero empresario, lo tuyo es el comercio, el negocio del salitre es tu fuerte y tienes que mantener a tus hermanos, tu padre dejó este mundo y tú eres el sostén del hogar.

Tu hermano Pedro José es tan obstinado y terco como tú y se ha enrolado en la defensa de la patria, sé que acumulaste gran fortuna y eres un hombre acaudalado.  ¿Que tu hermano y tú pusieron a disposición su fortuna para la formación de un batallón y la compra de armamento? Mira la situación Ramón ya hiciste demasiado, participaste en la batalla de Tarapacá el 24 de noviembre de 1879 y ayudaste junto al Taita Cáceres en la captura de cañones enemigos, quién puede poner en tela de juicio tu valentía.

Estuviste en Chile Ramón y sabes bien que es una nación con futuro prometedor, no es sabio combatir con el mal hermano que puso su pie en nuestro territorio, su poder y armamento hace estremecer el suelo por donde pisa. Eres joven muchacho y sé que el viejo Bolognesi no gritará Arica no se rinde si hablas con él y le pides que escuche la palabra de los jóvenes que se encuentran acantonados aquí. El viejo coronel te oirá y no plantará cara al enemigo, tienes una vida por delante y eres una promesa para la patria, él lo sabe bien y eso le preocupa.

Tu amigo Alfonso Ugarte ha preparado una cena para ratificar el juramento de sacrificio. Eres necio Ramón no vayas, hay muchos jóvenes igual que tú, ¿quiénes quedarán para reconstruir la patria? No sé si lo sabes pero los refuerzos que tanto espera Bolognesi no vendrán, Segundo Leiva nunca respondió los telegramas desesperados que nuestro coronel enviaba, están solos y con las horas contadas.

Los chilenos temen caer en las minas instaladas en todo el morro y sabiamente han enviado un mensajero a parlamentar tu rendición, cómo es de extraño el destino Ramón, el parlamentario chileno es José de la Cruz Salvo quien es amigo de tu hermano Pedro. ¡Pelearemos hasta quemar el último cartucho!, fue la respuesta del viejo Bolognesi, te vi apretar el puño y respirar profundo, así que esta es también tu decisión, qué puedo hacer para convencerte que será en vano. Y si te digo que el enemigo pondrá bandera invasora en Palacio de Gobierno, que incendiará Chorrillos y Barranco, que marchará victorioso por el Jirón de la Unión y saqueará cuanto pueda, que aniquilará civiles en Miraflores y que los hijos de tu coronel morirán por la defensa de Lima, ¿aun así pelearás?

Nunca volteaste a mirarme Ramón, tan solo atinaste a tomar tu sable e ir a tu puesto de combate. Te vi nacer un 31 de agosto en la hacienda Puquio de San Isidro ubicado en Tarapacá, sé que tu padre se llamaba Nicolás Zavala y tu madre Manuela Suárez quien era hija de un héroe de la Independencia. Te conozco bien Ramón, tanto como para saber que esta será nuestra última plática.

Se te asignó a dirigir el batallón Tarapacá número 23 y te vi arengando a tus compañeros. Tomaste un caballo y con sable en mano recorriste todos los lugares en donde creíste que tu presencia era necesaria. ¡Detente Ramón!, el enemigo nos ha vencido, masacra y repasa a tu gente… pero como buen espartano peruano  haces  de este 7 de junio un el día de la bandera…  conviértelo en el día del titán del morro y sus bravos defensores, impón en el corazón de cada joven peruano orgullo desmesurado e identidad que ha perdido.

Te vi cabalgar firme hasta que una bala te atravesó el pecho y te derribó encegueciendo tu afán de conseguir una victoria imposible. Nunca fuiste un militar pero te batiste como un experimentado guerrero, dejaste las comodidades y te sumaste con entusiasmo a la causa, la patria te llamó y no defraudaste. ¿Dónde estás ahora Ramón Zavala? Creeré entonces en las palabras de Basadre al describir a gente como tú: “Eran hombres de trabajo, muy unidos al pueblo, pues hasta se divertían con ellos, muy peruanos en sus hábitos, sus ideas, sus gustos, sus afanes. Quizás allí hubiera estado el germen de una nueva clase conductora celosamente patriota que no tuvimos”.

Tal vez un lunes se enderece el Perú Zavalita, un lunes cualquiera en que comenzamos esta historia y con tu muerte Arica tendrá siempre memoria…

IMAGEN: El Perú –  Militarismo Peruano

 

43 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Zavala tiene por delante un país informal, inseguro, cuyo progreso es desordenado y cuyo aumento de riqueza incentiva la delincuencia. Cuyas instituciones son tan precarias que ser criminal es rentable porque las probabilidades de que me juzgue el Poder Judicial son mínimas. Un Perú sin una clase política sólida, donde no hay líderes sino solo caudillos. Donde no hay normas, sino costumbre.

  2. Buen articulo, agradezco que nos vienen informando de temas muy interesantes e importantes para poder alimentarnos de conocimiento y que mejor si dentro de los temas resalta la lucha que tuvieron personajes hace años atrás y verlos como ejemplos de perseverancia.

  3. Castilla entró a filas del Ejército español, aunque en 1822 se alistó en la fuerza revolucionaria de José de San Martín para luchar en las guerras por la emancipación de la América Latina (1810-1824), tomando parte en la batalla de Ayacucho. Con la independencia, fue nombrado prefecto de su provincia natal (1824) y jefe del Estado Mayor (1830).En 1845, fue presidente de Perú. Bajo su mandato se recibieron fuertes ingresos procedentes de la explotación del guano. Para su comercialización estableció el sistema de consignatarios nacionales. En 1851, fue sucedido por José Rufino Echenique. Posteriormente Castilla abolió el tributo indígena y la esclavitud (1854) y puso fin al gobierno de Echenique en la batalla de La Palma, siendo nombrado presidente provisional y más tarde ratificado en la presidencia por el Congreso

  4. Militar y político peruano que fue en dos ocasiones presidente de la República (1845-1851 y 1855-1862). Las primeras décadas del Perú independiente fueron convulsas en todos los ámbitos: los caciques continuaron siendo la clase social dominante y la lucha por el poder estuvo regida por el caudillismo, favorecido por la sucesión de conflictos con Colombia, Bolivia y Chile, que facilitaron la toma del poder de distintos dictadores sustentados por oligarquías militares y comerciales. Pero a partir de 1840, bajo la dirección de estadistas como Ramón Castilla, el país conoció una etapa de prosperidad económica, transformaciones sociales y estabilidad política, originada por la explotación del salitre de Tarapacá, la extracción del guano y el cultivo de la caña de azúcar.

  5. Militar y político peruano que fue en dos ocasiones presidente de la República (1845-1851 y 1855-1862). Las primeras décadas del Perú independiente fueron convulsas en todos los ámbitos: los caciques continuaron siendo la clase social dominante y la lucha por el poder estuvo regida por el caudillismo, favorecido por la sucesión de conflictos con Colombia, Bolivia y Chile, que facilitaron la toma del poder de distintos dictadores sustentados por oligarquías militares y comerciales. Pero a partir de 1840, bajo la dirección de estadistas como Ramón Castilla, el país conoció una etapa de prosperidad económica, transformaciones sociales y estabilidad política, originada por la explotación del salitre de Tarapacá, la extracción del guano y el cultivo de la caña de azúcar.

  6. Es posible pensar que Ramón Zavala fue un personaje que estaba luchando por sus intereses personalesEn 1863 asumió también por unos días la presidencia provisoria, por fallecimiento del presidente Miguel de San Román. Gobernó en total 12 años, siendo el presidente que más años rigió en el Perú republicano, después de Augusto B. Leguía. Es considerado el primer presidente progresista e innovador de la República peruana,1​ y a decir del historiador Jorge Basadre, con él empezó realmente el período republicano en el Perú.

  7. Es posible pensar que Ramón Zavala fue un personaje que estaba luchando por sus intereses personalesEn 1863 asumió también por unos días la presidencia provisoria, por fallecimiento del presidente Miguel de San Román. Gobernó en total 12 años, siendo el presidente que más años rigió en el Perú republicano, después de Augusto B. Leguía. Es considerado el primer presidente progresista e innovador de la República peruana,1​ y a decir del historiador Jorge Basadre, con él empezó realmente el período republicano en el Perú, pues sus antecesores habían dedicado más tiempo a las guerras y contiendas civiles

  8. Es posible pensar que Ramón Zavala fue un personaje que estaba luchando por sus intereses personalesEn 1863 asumió también por unos días la presidencia provisoria, por fallecimiento del presidente Miguel de San Román. Gobernó en total 12 años, siendo el presidente que más años rigió en el Perú republicano, después de Augusto B. Leguía. Es considerado el primer presidente progresista e innovador de la República peruana,1​ y a decir del historiador Jorge Basadre, con él empezó realmente el período republicano en el Perú, pues sus antecesores habían dedicado más tiempo a las guerras y contiendas civiles.
    Sus importantes reformas en la política y la sociedad de su tiempo confirman estos asertos; la más recordada de sus obras es la manumisión de los esclavos negros, decretada oficialmente en 1854.2​ Pero también dio la ley de la libertad de prensa;3​ abolió el tributo indígena;4​ abolió la pena de muerte;5​ fundó el servicio diplomático;6​ reformó la administración pública;7​ estableció el presupuesto;8​ pagó la deuda externa e interna; organizó el Consejo de Ministros, creando su presidencia;9​ inició la reforma educativa abandonando los moldes coloniales; modernizó el ejército; creó una fuerza naval respetable.

  9. Es posible pensar que Ramón Zavala fue un personaje que estaba luchando por sus intereses personales, ya que era un empresario dedicado al negocio del salitre y con la llegada de los chilenos iba a perder todo ese negocio y su fortuna; sin embargo, el hecho de haber invertido toda su fortuna en la resistencia de arica es la muestra de que antes de intereses personales, sobresalía un inmenso patriotismo porque no cualquiera renunciaría a eso teniendo en cuenta que no ganarían la batalla. Por todo esto es un personaje digno de admirar y un héroe de la patria.

  10. Magnifica redacción del artículo, ha logrado cautivar, transmitir la emoción y contar sobre un gran personaje de nuestra historia peruana Ramon Zavala Suarez, joven que había logrado alcanzar una gran fortuna con el comercio del salitre y a pesar de sus comodidades se alisto voluntariamente en el ejército peruano para luchar por su patria, y así lo hizo convirtiéndose en héroe de la guerra del Pacifico y murió con tan solo 26 años en la batalla de Arica con el grado de teniente coronel y con el amor y lucha por su amada patria.

  11. No es necesario ser militar para armarte de valor y luchar por tu patria, Ramon Zavala, para mi antes de leer este articulo era un desconocido, seguramente porque se habla poco de el, triste por la forma como lucho y no es reconocido como merece, excelente articulo.

  12. Muy trágica la historia de este hombre que por su patria sacrifico todo hasta su propia vida , un héroe desconocido por muchos que murió muy joven ,sin ser ni militar solo siendo un comerciante tuvo una sola cosa en la cabeza pelear por su patria, no era suficiente para el haber comprado armamento con su propio dinero para apoyar a las fuerzas militares sino que sacrifico su propia vida por su patria.

  13. Un articulo muy buen redactado, nos atrapa con su manera de ser escrita. En las guerras se pierden muchas vidas de jóvenes que entregan todo para proteger a su patria, Ramón Zavala era un soldado que nació con corazón de guerrero y defendió al Perú con todo su corazón. El era un hombre de negocios tenia dinero suficiente para vivir, pero por todo el amor que el tenia por su patria fue a defender al Perú a pesar de que todos le decían que no era una buena idea pues los chilenos iban a ganar el se puso en el frente de la batalla y lucho hasta dar el ultimo aliento, porque al final eso lo que vale dejarlo todo y sentirte orgulloso por seguir tus ideales.

  14. La forma en la que se relata el presente artículo y todo lo que pasó, pensó e hizo Ramón Zavala me atrapó mucho, ya que no era un soldado o un guerrero de profesión si no de corazón, el era un hombre que venía de una familia acomodada, no tenía necesidad de pelear por la patria ya que era un hombre de negocios, pero sus principios y el amor que le tuvo a nuestro país, pudo más y a pesar de lo que le advirtieron que iba a pasar y que iban a ser derrotados por los chilenos, el hizo caso omiso y luchó por su patria hasta el último. Ya que él pensaba que esa lucha se lo tenía y quería dársela al pueblo peruano.

  15. Muchos soldados, comerciantes y civiles que se unieron para combatir a los españoles y cuyas historias no se dieron a conocer excepto claro de este persona Ramon Zavala que a pesar de haber estado en varios campos de batalla en siguió participando aun cuando era una de los grandes soportes para su familia y a pesar de eso el entrego mucho por su patria y estuvo en batallas como la de tarapaca. Este articulo resalta el sacrificio que realizaron no solo el sino varias personas que voluntariamente con el fin de proteger a su familia y a su nación combatieron a los españoles para expulsarlos del Perú.

  16. En la historia del Perú, fueron muchos los defensores de nuestra patria que dieron su vida, siendo este joven uno de los más resaltantes ya que tenía un futuro por delante pero fue más el amor a su patria lo que impulso que no se diera por vencido, apesar que las circunstancias que se venían para dicha batalla no eran las más favorables para Perú.Sin embargo para él no fue un obstáculo, al contrario, lo motivó a permanecer firmé en su puesto de batalla.

  17. Nos demuestra como el amor a la patria es lo primero , mucho hombres han dado la vida por su patria y estos son héroes, Zabaleta nos muestra el sentimiento de patriotismo y la lucha tenaz contra los invasores , dígame quien en la actualidad esta con los pantalones bien puestos para defender y a dar todo por su patria , la repuesta es nadie o muy pocos , ser peruano de corazón es dejar todo y velar por su pueblo,es una gran historia con una gran enseñanza

  18. Una gran historia , ya que nos demuestra a Zavalita y como el a muchos peruanos que sentian tanto amor por su patria, que a pesar de no ser soldados de profesion se ofrecian para combartir por ella, dejando a sus familiares, amigos y todos sus bienes por estar en la batalla defendiendo al Perú y a pesar de que el enemigo se mostraba en ventaja ellos nunca se rindieron o se sintieron intimidados, dejando asi esta vida luchando por el Perú.

  19. Uno de los más claros ejemplos de amor a la patria, Ramón Zavala siendo comerciante de profesión decidió dejar todo para defender al Perú. Sin duda que la valentía de los defensores del Perú dejaron un legado de honra y valentía ejemplo que seguiremos por siempre.

  20. Que hermoso informe.. Al leerlo sentí que estaba escuchando hablar de uno de tantos héroes que tuvimos en el Perú. Saber que antes de nuestra generación haya existido personas muy valientes que daban su vida por la patria, no tenían miedo a perder todo lo que tenían.. Aun poseyendo una empresa exitosa… Me pongo a pensar… En la actualidad habrán personas así? Creo que todos sabemos esa respuesta. Que gustó este informe… Muy bueno

  21. Me encanta la manera en la que está redactada este artículo, cómo hace que nos metamos de pleno en la historia y, en cierto sentido, que nos sintamos “orgullosos” de los personajes con tremenda valentía que existieron en el Perú en sus peores momentos.
    Sin duda son personalidades de las que no se habla mucho en las escuelas, pero que representan un ideal hecho realidad.

  22. Sin duda es una historia de valentía que los defensores del Perú dejaron complementando un legado de honor que perdurara ante cualquier país invasor hacia nuestra patria.
    Zavala fue un civil que no recibió muchos honores a diferencia de algunos peruanos, a pesar del alto grado de patriotismo que tuvo por ello pienso que es un honor que el Perú tuviera joven capaz de sacrificar su vida por el bienestar de los demás haciendo que es sea un orgullo para nuestra patria.

  23. Varios de los oficiales peruanos que pelearon en Arica no eran militares de carrera, sino civiles, algunos prósperos empresarios tarapaqueños del comercio de salitre, como Alfonso Ugarte y el mismo Zavala, quienes en un laudable gesto de amor patrio, sacrificaron comodidades y se sumaron con entusiasmo a la defensa de su patria, poniendo incluso parte de su fortuna a disposición del ejército. Rasgo común de resaltar es también la juventud de ambos héroes. El historiador peruano Jorge Basadre, refiriéndose a esta clase empresarial emergente que dio héroes de tal talla, dice: “Eran hombres de trabajo, muy unidos al pueblo, pues hasta se divertían con ellos, muy peruanos en sus hábitos, sus ideas, sus gustos, sus afanes. Quizás allí hubiera estado el germen de una nueva clase conductora celosamente patriota que no tuvimos”

  24. Durante la batalla de Arica, Zavala dirigió a sus soldados del batallón Tarapacá Nº 23 hacia el Morro para alcanzar las posiciones designadas por el comando, unas veces a pie y otras a caballo, dando ánimo a sus tropas y recorriendo los lugares en que creía necesaria su presencia. Resistió con bravura y tesón hasta que una bala le atravesó el pecho y lo derribó del caballo, privándolo así de la vida.

  25. Zavala fue quien condujo al parlamentario chileno Juan de la Cruz Salvo (quien fuera compañero en Valparaíso de su hermano Pedro José) con los ojos vendados hasta la sede del cuartel peruano; dicho oficial, a nombre de Chile, pidió la rendición de Arica, a fin de evitar más derramamiento de sangre. La respuesta de toda la oficialidad peruana fue unánime: “pelearemos hasta quemar el último cartucho”. Cumplieron su palabra. Grandes héroes.

  26. Ramón Zavala participó luego en la batalla de Tarapacá, victoria peruana durante la cual cumplió misiones de peligro al pertenecer su batallón a la división exploradora. Cooperó también con el coronel Andrés A. Cáceres en la captura de los dos últimos cañones del adversario.
    Se halló después en la retirada hacia Tacna y pasó a guarnecer la plaza de Arica, sitiada por las fuerzas chilenas. Allí, bajo las órdenes del coronel Francisco Bolognesi, estuvo presente en la junta de guerra que acordó morir antes que entregar la plaza al enemigo (26 de mayo de 1880). En una carta dirigida a sus familiares el 31 de mayo, decía Zavala: “De todos modos tengan la seguridad de que si no triunfamos —que si no hacemos de Arica un segundo Tarapacá— su defensa será de tal naturaleza que nadie en el país desdeñará reconocer en nosotros sus compatriotas, como los defensores de la honra e integridad de nuestra Patria”.
    Un patriota que murió por el Perú.

  27. En la guerra contra Chile la familia Zavala no tuvo instante de vacilación para ofrecer sus servicios, enrolándose en el ejército los dos hermanos que sostenían el hogar: Pedro José y Ramón; aún más, pusieron su fortuna a disposición para la formación de un batallón que pronto llegó a contar con 400 plazas, al que equiparon y dotaron de cuantos elementos pudieron conseguir. Ellos financiaron todos los gastos militares y entregaron su vida por el Perú. Una lección de rasgos de valor.

  28. Ramón Zavala fue un civil que había hecho fortuna con el comercio del salitre, pero se alistó voluntariamente en el ejército, y con el grado de teniente coronel murió en la batalla de Arica. Tenía apenas 26 años de edad.
    Toda su fortuna la invirtió en favor del ejército Peruano y entrego su vida en favor del Perú contra el invasor chileno.
    Excelente artículo patriótico. felicitaciones Lucho Núñez.